maximo tell

Polizón de sueños II

In AguaSuaves, Prosas Propias on 17 febrero, 2010 at 7:53 PM

Que sienten los que sienten, me pregunto.

En donde caben esos sueños marchitos de joviales planes que hoy son presos de las rutinas y los trabajos no deseados. Que siente aquel que le permite desayunar sola cada mañana. Que sentirá el que la castiga con otro día atormentada, deambulando como bandera de ambiciones de personas que no conoce y se esconden tras una placa o marca.

Y que sentirá ese mal jugador de la vida; ese que la tiene al borde del suicidio diario contra la ventana. Que siente él, mientras sostiene los latidos de la niña en sus propias manos. Deshoja la esperanza de la joven y sin vergüenza se calla cada mañana para que ella se ahogue en el pantano de su soledad.

Que pensarán y que sentirán. Todos tan solos. Todos. Como que yo que los miro y siento. Como yo. Solos, pero con sus pensamientos. No como yo que ando en mi día usurpando suspiros e interviniendo en vuelos de otras almas. Una frente apoyada contra la ventana de algún colectivo se sorprende de mi actitud delictiva de sueños.

Un niño y su mochila me juzgan de la mano de su madre mientras cruzan la calle. Otro que madruga en la confitería me escupe incertidumbre a la cara e intenta sacarme de foco, como él lo hace con las noticias mas negras que su café. Y por último la enamorada reconoce que su amor no es correspondido. Me tira su odio alrededor. Me da de a cachetazos con sus movimientos de ojos y me liquida con un golpe de desconfianza.

Si tan solo supieran que yo desayuno sus desgracias, que amanezco envuelto en sus sueños no logrados. Y con esos pensamientos incluso me voy a dormir. Y otros piensan. Y otros sienten. Y en que lo harán, me pregunto. Con que nos tocará dormir hoy. Solo ellos lo saben. Solamente vos lo sabes. Yo simplemente me pregunto cada vez que los miro.

En cada momento que todo queda inmóvil. Ahí cuando todo se acalla, porque el viento sobra y el reloj está de más. Solo quedan tus ojos mas allá del infinito, yo y tus pensamientos en el aire. Los sentimientos flotan, y mis redes intentan deducir el objetivo de tu escape. De tu desayuno, de mi amanecer. El simple y pensado. El violento y único. Tuyo.

Porque no robo sueños, solo veo pensamientos. Reconozco, a veces pido prestado sentimientos, pero no es el caso. Así que si despiertas tras ese segundo de cielo que te regaló tu desgracia en pensamiento, y me ves mirándote no te asustes, ni me retes. Solo estoy observando, tan solo queriendo saber; Que piensan los que piensan. Que sienten los que sienten.

Las fotografías son de Jose Bahamonde

Anuncios
  1. Muy bueno max. Me sorprendiste, no esperaba que tengas ese poder de imaginación y esa fluides de palabras para describir cosas tan cotidianas como la vida misma. Un abrazo papa. COLO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: