maximo tell

Aerolíneas sigue con pérdidas

In Malas Viejas on 25 abril, 2010 at 10:05 AM

Durante el verano, en plena temporada alta para el turismo, Aerolíneas Argentinas registró una pérdida de un millón de dólares por día. En febrero, el quebranto se amplió a 1,2 millón diarios, de acuerdo con los datos que surgen de las operaciones de la compañía. El balance en rojo de la Aerolíneas reestatizada no puede darse vuelta a pesar de que el Gobierno ya autorizó varios ajustes en las tarifas y que el costo del combustible muestra una sensible baja, en línea con lo que viene ocurriendo con el barril de petróleo a nivel internacional.

Entre enero y febrero, Aerolíneas acusó una pérdida neta de 53,1 millones de pesos. Un año atrás había perdido 36,2 millones. Es decir, entre un año y otro, el desbalance se incrementó nada menos que un 46,7 por ciento, aun cuando 2009 fue el año cuando la crisis internacional golpeó en forma rotunda en el turismo local y extranjero. Sin embargo, en este 2010 de turismo récord, a Aerolíneas Argentinas le fue peor.

También retrocedió respecto de lo ocurrido los años anteriores: en el verano de 2008 había resignado 34,8 millones de pesos. Esto a pesar de que el combustible, principal insumo de la empresa, vino bajando de precio: en 2008, el barril de WTI se conseguía a 94 dólares en promedio contra 48 dólares del año pasado y 80 dólares del último verano.

El titular de Aerolíneas, Mariano Recalde, asegura que la compañía reducirá a un déficit mínimo la operación de 2011 y comenzará a dar superávit para el año siguiente. Un escenario difícil de prever en medio de un rojo cada vez más profundo y difícil de explicar. Sobre todo porque la operación de Aerolíneas muestra una mejora del 24% con respecto al bimestre enero-febrero de 2009, en la cantidad de horas voladas, pero sin embargo no logra revertir la grave situación económico-financiera.

También es cierto que existe una recuperación en los ingresos respecto de la gestión de Julio Alak. Pero eso se debe a que el propio Gobierno autorizó a la línea de bandera a aplicar tres aumentos de tarifas. Y ni siquiera así los ingresos de la empresa se acercana los ratios históricos.

Una de las explicaciones del incremento del déficit guarda relación con las remuneraciones pagadas por la empresa. Si se comparan las erogaciones del período enero-febrero 2010 con el mismo lapso del año pasado, la suba fue del 21,6 por ciento. El impacto no sólo vino dado por la lógica recomposición salarial del personal sino también por la incorporación sobre todo de pilotos durante la gestión Alak, que ahora tiene impacto sobre la administración Recalde. Por todo concepto (tripulación técnica y de cabina, viáticos, técnicos de mantenimiento, personal de las sucursales y en los aeropuertos), Aerolíneas erogó unos 88,8 millones de dólares en el primer bimestre del año, contra 73 millones de igual lapso de 2009 y a 72,6 millones de 2008.

Como dato, si se quiere, de color: cada vez hay más pasajeros “no remunerados”. Es decir que abonan menos del 25% del valor del pasaje. En el verano de 2008 fueron 11.313 personas; en 2009 ya fueron 15.513 y ahora viajaron 16.017, un 42% más que hace dos años.

Otro punto interesante del balance es que la compañía gasta cada vez más en alquileres de naves.

Este año ya gastó 17,5 millones de dólares, un 13% más que el año pasado y un 29,6% por encima a enero-febrero de 2008. A pesar de que se incorporaron nuevos aviones.

Total falta de información

Resulta llamativa la falta de información oficial por parte de los organismos de contralor que deberían formar parte en el caso de Aerolíneas:

–Inspección General de Justicia: Existe una obligación de presentar los estados contables anuales (cierre diciembre 2008), como máximo en mayo 2009. A abril 2010 no se ha presentado esta información.

–Auditoría General de la Nación: No ha presentado su informe como auditor de los estados contables al 31 de diciembre de 2008 en su página oficial.

–Sindicatura General de la Nación: No existen presentaciones oficiales de público conocimiento.

Falta un mes para que venzan los plazos de los estados contables al 31 de diciembre de 2009; todavía no se presentó el ejercicio anterior.

Es llamativo el apuro de presentación, información y publicación oficial en el momento de la expropiación y el relajamiento que existe actualmente. A pesar de los millones desembolsados, el Estado no ha culminado el proceso de expropiación de la compañía.

Fuente: Diario Critica

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: