maximo tell

Posts Tagged ‘Disco’

Cuando The Tristes son otros

In Cobertura iPhone, Exclusivos, Paladar mostaza on 31 julio, 2010 at 2:03 PM

La vida de pavimento me alejó de casa pero me dio dos amigos (y mas también). Pero en realidad la luna se empeña en volverlos uno, sospecho que es uno desdoblados en dos tiempos o quizás sean dos que se unen quien sabe a razón de que, en un estilo o un sonido. La noche se freeza y respira. El transductor electroacústico tiene feedback con The Tristes.

El hogar se empapela con la lista de temas en sus paredes, allí yacen retumbando recuerdos y esperando ser resucitadas. Un cajón de cerveza se cubre con una tela para convertirse en futón de kiosko, así como el talento se acomoda por sobre aquellos que desde la mesa junto a la ventana no ostentaban la gira que hoy los presenta aquí y conecta con la vereda del rock.

No hay torre de parlantes mas alta que la pasión de los artistas que esta noche son estrellas en El Galpon suburbano. Es noche de amigable rock con The Tristes, Germán Arrascaeta (voz) Raúl Guzmán (guitarra), Seba Tranchet (guitarra), Carlos Sada (bajo), Ignacio Ortíz Morán (batería), Martín Caramaccio (teclas) están listos. Merodean el escenario y buscan el túnel sin luz, el Coliseo sin multitud.

El artista cumple con el rito: el brindis, el abrazo y agradecimientos desmedidos cuando somos nosotros los que nos sentimos acompañados esta noche solitaria. El hielo despide de la barba y la euforia le gana al frío en la garganta.

Pocos entenderán la adrenalina, nadie calculará acertadamente la pasión. El talento y la pasión no conocen de tamaños cuando se trata de escenarios, esta y ninguna noche. La Tristeza se vuelve acordes y los sentimientos letras inconclusas.

“Desvelos de gloria.. Canciones al palo.. Algo que nos haga felices.. Que disuelva tus grises..”

La cara de los novatos del lugar se sorprenden al descubrir que el no se mintió al decir que su voz cataloga de buena para arriba con gran personalidad. Y el puño en el aire libera al mic mientras Lennon salta desde una remera al pie del escenario volviendo a soñar al repetir la letra.

The Tristes on the stage

El bajo se luce y el negro funde en una remera pegada sin sufrir la edición que a diario lo ata. Salta, gira y vibra entregando todo. Contorneados en rojo esta noche el cuerpo duerme y sueña.

“Que nos saque de pobres.. Rimas que te paguen un sueldo.. Radios que transmitan tu furia..”

Con la voluntad no alcanza para enmendar el caos, el secreto esta en flotar. Amigos, amantes y compañeros del intento de las rimas eclécticas en todos los puntos cardinales del salón.

“Nos volvimos más pop”, reconoce en una entrevista el frontman Arrascaeta, “pero curiosamente no nos ablandamos. Es raro, ¿no? La influencias son las de siempre: The Replacements, Hüsker Dü, Echo & The Bunnymen entre tantísima música que pulula por nuestros corazones”. Quizás sea difuso el recuerdo cuando a los 16 se subió a su primer escenario, pero anoche con 41 años seguramente lo intenso se volvió a repetir.

“Combatís al capital sin salvar contradicciones.. Te encuentro de madrugada tomando en la avenida.. Los sentidos suspendidos no hay piedras en el zapato..”

Para este Ryan Adams cordobés, con gestos de enigma y que no teme brincar sin vergüenza con su manos arqueadas como arabescos que se posan en un oso, quizás no haya dueto con Norah Jones pero le lloverán abrazos al bajar. De amigos, visitantes y adolescentes que chocaron hombros con él mismo en el pogo que como vicio constante no quiso estar ausente.

“Stanley Kubrick lo filmo.. De todo menos dormir.. No se puede reaccionar con las pestañas tan tiesas.. Se hace humo.. esta vida Highlander”.

En el Billboard de la entrega The Tristes sigue escalando, esta nota no promete éxitos, solo diapositivas que valen la pena volver a ver, para que el ritmo te tome de la mano y sus letras te taladren los pensamientos calmos.

+ Escucha lo nuevo de The Tristes

+ Fotos de The Tristes

Entrevista con Germán Arrascaeta – The Tristes en CordobaRock.com.ar

> Cobertura iPhone

El arte fue obra de la artista plástica Alejandra Bredeston; el diseño corresponde a Karina Mana

Lo nuevo de Calamaro por un fan

In Exclusivos, Jorge on 24 junio, 2010 at 9:36 AM

Por Santiago Jorge

El primero de junio salio a la venta “Calamaro on the rock” y a las 8hs de su lanzamiento, lo tenía entre mis manos. Luego de escucharlo durante estos días mundialistas, tuve en el tilín de corazón sensaciones encontradas. Feliz y conciente por haber sido parte y disfrutar al máximo la etapa más gloriosa y fructífera de mi ídolo Andrés Calamaro (1999-2005); y por otro lado, un trago amargo, por sentir que Calamaro no es, ni será lo de antes.

El Salmón

El mismo lo reconoce en sus letras, en “me envenenaste” reza: No vez que ya no soy yo, soy una sombra de aquel (…) Porque ya no puedo escribir y no dejo de dormir, Será el veneno que me pusiste a mí.

Es que todo cambia, y AC también: de ser un marido abandonado y bohemio, inmerso en la composición frenética y el encierro solitario, paso a ser padre y esposo ejemplar, y músico que acepta al pie de la letra, “recomendaciones” de su sello discográfico (firmas de discos, presentación del álbum en radio y televisión, giras nacionales e internacionales).

No digo que este mal, simplemente es otro Calamaro, en el fondo, todos los que en aquella época  le seguíamos la pisada, esperábamos que se recupere, que abandone las sesiones de 72hs de grabación, que salga a la calle, que afloje un poco con las drogas, etc. Hoy pocos recuerdan que Andrés estuvo 4 años sin sacar un disco, y 6 años sin tocar en vivo. Es por eso que celebramos esta nueva etapa, aunque con una pizca de añoranza, discos como Honestidad Brutal (37 temas seleccionados entre 100)  y El Salmón (103 temas entre valla uno a saber cuantos) siguen siendo la cumbre de Calamaro solista.

En su anterior álbum de estudio, La lengua popular, ratificó 10 años después de Alta Suciedad, estar en lo más alto de la composición nacional, con una muestra de que si quiere realizar una obra convencional y fenomenal lo puede hacer, en éste 2010 no nos toca escuchar su mejor versión, on the rock ha sido promocionado como la nueva gran obra, pero no lo es.

El disco en si es comprable, si tendría que ponerle una calificación: BUENO.

Portada del disco

Sucede que uno le exige mas a Andrés, y con los invitados que participan: Bunbury, Vicentico, Niño Josele, Diego El Cigala, Jerry González, Pablo Lescano (¿?), Calle 13 y  El Langui; en cualquier otro álbum del autor, con todos ellos habría para hacer dulce.

El disco abre con Barcos, la voz de Diego El Cigala y las guitarras de Niño Josele, le dan jerarquía a la canción.

Entre las mejores canciones, encontramos varias escritas hace tiempo: El pasodoble de los amigos ausentes, Todos se vanInsoportablemente cruel y  El perro (hace 8 años fue cortina del programa “Detrás de las noticias” conducido por Jorge Lanata).

Como todo disco calamarero, hay un track pegajoso- radial: Los divinos; y un proyecto de futuro tema coreado en los estadios: Me envenenaste (primo-hermano del clásico me arde).

La joya, esta en el disco extra de la edición deluxe: Perdoname un rock, con sonido salmonero y la letra al mejor estilo Calamaro, con la sensación de que fue escrita con el puñal todavía clavado.

El resto: Gomontonera y Flor de Samurai, (ambos temas rockeros que pasan desapercibidos), Te extraño (demasiado repetitivo), Tres Marías y Te solté la rienda;son del montón, por demás comunes, a mi parecer no entrarían entre los mejores 100 de AC.

En suma, dentro de 30 años cuando le contemos a nuestros hijos sobre un tal Calamaro, “on the rock” no será una parada obligatoria, sino una más entre las 26 obras del autor (contando a Los abuelos de la nada y Los Rodríguez). Es que así son los artistas, ni Galeano saca todos sus libros impecables, ni Riquelme da todos sus pases de modo perfecto, ni Calamaro todos sus discos extraordinarios.

+

+

Este autor es Columnista permanente de este Blog