maximo tell

Posts Tagged ‘Semana de los Derechos Humanos’

Ni olvidado ni politizado

In Malas Viejas, Pasiones on 26 marzo, 2010 at 3:18 PM

Pasamos otro 24 de Marzo y esta vez hubo una convocatoria masiva en Córdoba, al igual que en otros puntos del país. Muchas voces renegaron del “uso político” que le dieron las gestiones Kirchner al tema, cuestión discutible, pero aclarando que soy opositor de los K desde el día 1, no considero argumento suficiente como para que algunos tomen como motivación “anti K” darle menos importancia a la fecha. Creo que la conmemoración de los Derechos Humanos a través de la Ley N° 25.633 del año 2002 es tan solo un llamado a que no nos olvidemos.

Soy de los que piensa que no tenemos que hacer política desde el odio, tampoco sostengo que se lleve adelante una venganza institucional contra los Militares y mucho menos espero que sembremos el odio contra un sector de nuestro país. Lo único que quisiera es que se haga justicia. Eso se logra no tan solo juzgando a los mandos militares que dieron las ordenes de secuestrar, torturar y matar, y también a los soldados que ejecutaron las directivas. Además del proceso judicial, que se debe llevar a cabo de manera imparcial, el Estado tiene que responder a la búsqueda de los desaparecidos. Solo si esa herida se cierra, si esos cuerpos aparecen y las familias hacen su luto, este país podrá superar esa etapa negra de la Argentina. A su vez, todos y cada uno de los civiles que se hayan sentido agravados, y puedan probarlo, por las fuerzas armadas revolucionarias o facciones de la guerrilla, también deberían poder iniciar sus procesos judiciales.

Indultados fueron todos. Olvidados no habrá jamás porque YO sin intenciones K, ni convocado por el programa oficialista 678, ni nada que se le parezca fui a darle cuerpo a la memoria. A caminar en la marcha para recordar y mostrar que represento a una familia que sigue buscando, que sigue esperando y que promete no olvidar. No pidan que perdonemos, nuestro perdón para con los asesinos lo tiene en sus manos la Justicia, y creo fervientemente que los que murieron en el proceso querrían que el sistema democrático funcione. Por eso solo pido justicia, no venganza. De la misma forma debería asumirse la búsqueda de Jorge Julio Lopez (desaparecido en democracia) y tantas otras materias pendientes.

Para finalizar, agradezco infinitamente a las mas de 200 personas que pasaron por la SEMANA DE LA MEMORIA en este humilde rincón de la blogsfera y que con tan solo un mes y medio en “en el aire” ya me ha dado muchas satisfacciones. Particularmente agradezco a Ana y Paola por sus aportes y  a Juli por aguantarme. Llevar adelante LA SEMANA DE LOS DERECHOS HUMANOS fue justamente para esperar los dichos del Premio Nobel Pérez Esquivel, que en día 24 de Marzo dijo que se deberían recordar los “otros” Derechos Humanos. Apoyo sin duda lo que sostiene, ya hace bastante Pérez Esquivel, pero no por eso voy a dejar de salir a la calle a darle cuerpo a la memoria el 24. Todos los otros temas se tienen que discutir y desde acá lo intentamos. Una cosa no quita la otra. Yo no me olvido, ni de los que no están, ni de los demás derecho, ni estoy politizado, solo quiero que empecemos a hablar ciertas cosas y hagamos de este país, y mundo, un lugar mejor.

Maxi Tell

Anuncios

Nunca Mas

In Paladar mostaza, Pasiones on 24 marzo, 2010 at 4:08 PM

El libro que todos los argentinos deberíamos leer.

“Se presentó una voz. Dijo ser el Coronel. Manifestó que ellos sabían que mi actividad no se vinculaba con el terrorismo o la guerrilla, pero que me iban a torturar por opositor. Porque: “No había entendido que en el país no existía espacio político para oponerse al gobierno del Proceso de Reorganización Nacional”. Luego agregó: “Lo vas a pagar caro… se acabaron los padrecitos de los pobres”.

Dr. Norberto Liwsky – Detenido 25 de Marzo 1976 –

En la madrugada del día 16 soy conducido al baño por el oficial Francisco Gontero que desde una distancia de 4 a 5 metros carga su pistola calibre 45 y efectúa 3 disparos uno de los cuales me atraviesa la pierna derecha a la altura de la rodilla. Se me deja parado desangrándome unos 20 minutos, la misma persona me rasga el pantalón y me introduce un palo en la herida y posteriormente el dedo. Al llegar varias personas al lugar éste mismo oficial argumenta que había intentado quitarle el arma y fugar.

Luis Alberto Urquiza (22 de Marzo 1984 Copenhague) Detenido 12 Noviembre 1976.

“Los interrogatorios se hicieron mas cortos, pero la picana era mas fuerte, persiguiendo con encarnizamiento los esfínteres, siendo verdaderamente horrendo los electrodos en los dientes, que parece que un trueno te hace volar la cabeza en pedazos y un delgado cordón con pequeñas bolitas que me introducían en la boca y que es muy difícil de tragar pues provocan arcadas y vómitos, intensificándose, por ello, los castigos, hasta conseguir que uno trague. Cada bolita era un electrodo y cuando funcionaban parecían que mil cristales se rompían, se astillaban en el interior de uno y se desplazaban por el cuerpo hiriéndolo todo. Eran tan enloquecedores que no podía, uno, ni gritar, ni gemir, ni moverse”.

Antonio Horacio Miño Retamozo – Secuestrado el 23 de Agosto de 1976.

+ LA VOZ – Nuevos espacios de la memoria

+ La dictadura en números (CQC)

+ La tapa de Clarin del día después del  Golpe

24 – M

In Pasiones, Prosas Propias on 24 marzo, 2010 at 12:16 PM

Nunca supe como eras ni como sos.

No pude saber si eras cariñoso ni si lo sos. Todavía tengo la duda de cuan grande eras o mejor dicho sos.

No tener a alguien es algo “normal” en el ciclo de la vida, pero las idas abruptas e indeceseadas son heridas que nunca cierran, a su vez, los que siguen desaparecidos son dolores que continúan.

Otra vez miré su foto y no me pude contestar. Observé la falta de color en la imagen y no supe que mirar. Blanco y negro, vacío y dolor.

Su rostro se repite en cada titulo, noticia o articulo del tema. Y por mas que muchos los utilicen, los desaparecidos son solo de aquellos que los seguimos buscando.

Su mirada me esquiva, me anuncia, me señala otra cosa. Cierro los ojos y me cuentan la historia; el auto verde pálido, la frenada, el miedo y su tamaño. Su puerta, su acompañante y un golpe. La noche, el césped, el olor extraño y la luna bien conocida. Las estrellas, el frío, el llanto y su consuelo. La bota, el golpe y la orden. La corrida, los segundos y el disparo. El pasto, la tierra, el dolor, la sangre y la oscuridad.

Entonces dejo de recordar algo que nadie vió y quizás nunca sucedió, o si. Nadie sabe, nadie dice y solo somos yo, su foto y las sospechas.

Lo peor es quedar sin el luto, la despedida y la certeza. La inseguridad y el miedo diario de no saber.

Mi corazón esperanzado discute con la razón resignada. Ellos se ocupan de eso y yo solo pregunto, extraño y espero.

Hijos de la Historia: como yo, miles.

In Pasiones on 24 marzo, 2010 at 12:14 PM

Por Paola Gonzales

En la década del 60´ ciertos hechos que acontecen a nivel mundial impactarán en Latinoamérica. El conflicto en Argelia con los franceses, los movimientos independentistas en distintas partes del mundo, la muerte del Che Guevara con el consiguiente nacimiento del mito y el nacimiento de organizaciones armadas (influenciadas por el ejemplo cubano) como el FRIP, PRT, Montoneros, entre otros.

No me puedo dormir. Van a entrar…
Tengo miedo pero debo mantenerme despierta para poder avisar a mi papá apenas sienta un ruido. Espero poder correr hasta su pieza y avisarle, o correr hasta el balcón para bajar por ahí e ir a la casa de mis abus… Son varios hombres. Encapuchados y armados. Tengo que mantenerme despierta. No me puedo dormir…

Hay que tener en cuenta también que después de la Segunda Guerra Mundial, el mundo entero estaba divido en dos modelos económicos: el comunismo de la URSS y el capitalismo de los EE UU. Detrás de estos dos bloques se alineaban los demás países del globo.

– Yo no me voy a esconder… ya pasaron 30 años del Golpe. No puede ser que sigan metiendo miedo después de dos generaciones.
– Vos hablas desde la Libertad.
– Obvio que si, y porque hablo desde la misma te digo que la voy a cuidar. Me voy a poner la remera de las Madres y voy a marchar esta tarde. Si me queresa acompañar, vení, sino seguí escondido.
– Te voy a acompañar. Pero tenés que entender: podes resistir sin exponerte tanto.

Luego de la Revolución Cubana, y de la relación de simpatía de la isla con la Unión Soviética, Estados Unidos comenzó a preocuparse por la realidad en su “patio trasero”, es decir Centroamérica y Sudamérica. Buscaban evitar perder el control que tuvo siempre en este territorio a lo largo de la historia. ¿Cómo conseguirlo? Generándonos una dependencia hacia ellos en términos económicos instaurando su modelo.

Es mi último recuerdo alegre de la infancia… la guerra de las almohadas. Vos sabes que no los veía seguido, pero eran mis “primos grandes”… No se podía preguntar dónde estaban, simplemente aparecían. Eso si, la guerra de las almohadas eran increíbles. Hasta que un día dejaron de venir… Y no se podía preguntar nada.

De esta forma surge lo que se conoce como el PLAN CÓNDOR, que consistía en utilizar a las Fuerzas Armadas de los países simpatizantes de comunistas y/o socialistas para imponer a través de dictaduras el capitalismo. Esto se lleva a cabo en Brasil, Chile, Uruguay, Argentina y demás países latinoamericanos.

– Hola, si… soy Paola González. Yo realice un informe hace una semana, fuimos con a filmar a la D2 para el trabajo final de tele…
– Ah, si… tu trabajo desapareció.
– …. ¿Cómo que desapareció?
– Sí, no sabemos donde está… desapareció.

La ciudadanía argentina, sobre todo la clase trabajadora y estudiantil, contaba con una formación política y un compromiso social importantes. Cada uno defendía lo que consideraba su derecho. Era muy difícil que se acepte un modelo que destaca la importancia del individualismo, la no-interferencia estatal en cuestiones económicas como también la defensa de la propiedad privada a ultranza.
Es así que era necesario neutralizar a esta “subversión”. Y eso se hizo.

– ¡Pao apareció el trabajo!
– ¿Dónde estaba? ¿Qué te dijeron?
– Que estaba en “un lugar donde no tenía que estar…”

La mayor cantidad de desaparecidos fueron obreros y estudiantes. Las clases más formadas.
A nivel económico, la deuda externa aumentó en un 400 por ciento, y comenzó la DEUDA PRIVADA, (préstamos de grandes casas bancarias extranjeras a filiales argentinas). Antes de finalizar la dictadura esa deuda se estatizó pasando a ser DEUDA PÚBLICA.

-Tenía bigote y unos lentes negros. Nunca me voy a olvidar de esa cara. Estaba interrogando a la abuela. Yo salí en calzoncillos (con 8 años imagínate) y pregunté “¿Qué pasa acá?” Claro, era el hombre de la casa jaja. Me acuerdo que me miró y preguntó “¿qué hace este chico?” a lo que la abuela contestó que era el hijo; que sólo estaban ella, su hermana, tu tía y yo.
-¿Y la tía qué hacia?
-Ella dice que dormía… yo me dí cuenta que se hacía.

Carlos Héctor German Sueldo. Ingresó al ERP (Ejército Revolucionario del Pueblo, brazo armado del PARTIDO REVOLUCIONARIO DE LOS TRABAJADORES. PRT.) Luego de haber pertenecido al Sindicato del Correo en la Provincia de Córdoba. También fue delegado, según tengo entendido de la FIAT. Debido al impacto de la figura del Che Guevara decide incorporarse a la lucha armada como forma para llegar al poder dejando el Partido Comunista al cual pertenecía. Comienza a formar parte del ERP, en donde llega a ser Comandante. El Comandante Mauro.

Yo creo que el Negro debe haber estado resentido con algo… tener algo muy adentro pendiente para sacar de la nada tanta violencia para el combate… Todos dicen que era un gran compañero y un muy buen combatiente pero no puedo negar que estaba medio loco.

Esther Moretti (la Gringa), nació en Turín, Italia y con 18 años llega a la Argentina. Perteneció también a varias agrupaciones como la de Mujeres Tupamaras, o Luz y Fuerza en Córdoba. También formó parte del PRT. Es detenida antes que su marido.

– Yo ya tengo una flia. Tengo otras prioridades. Para mí son una inspiración para buscar un mundo diferente…uno más justo…pero ya no tengo esa necesidad de saber qué fue de ellos. Ya sabemos lo que pasó.
– No entendes… para mi es cerrar un círculo. Encontrarlos es cerrar un círculo.

Es capturada en la Provincia de Tucumán y según una testigo, compañera de celda, se la mantiene prisionera en el Polideportivo Municipal. A diferencia de lo que se hacia con los detenidos-desaparecidos en las pequeñas provincias (se los asesinaba rápidamente sin mantenerlos vivos demasiado tiempo), su martirio fue bastante extenso. De meses. Se sabe por declaraciones de la testigo que la torturaron y violaron sistemáticamente. Quizás por ser la “mujer de…” buscando indagar el paradero de su esposo. Se especula que fue fusilada.

La Gringa nunca se sacó la tonada italiana, de hecho a veces ni se le entendía… Y yo me acuerdo de que lo cargaba a mi viejo: “¡Vos negro vas a cantar! Cómo podes ser tan cagón? Ves sangre y te desmayas… en cuanto te agarren cantas…”
Y mi viejo, bien morochon argentino, cordobesaso, ponía la mejor cara de culo de la familia: ¿¿Qué decís Gringa?? ¿¿Estas loca vos??”

Sobre Carlos German se piensa que fue asesinado de un balazo en el pecho en un enfrentamiento con las Fuerzas Armadas en San Nicolás, Santa Fe. Después hicieron desaparecer el cuerpo. No se sabe más nada. Se especula con la fosa común del cementerio del lugar.

Y yo con 14 años me tuve que ir. Me disfrazaron de mina grande. Primero estuve en Italia, con los Nonos y después a España… hasta los ochenta, que volvimos varios. Otros no se bancaron a Alfonsín… otros nos quedamos a seguir con la búsqueda.

Carlos German y Esther Moretti tenían una hija, que en el momento de su desaparición tenía 14 años y, a pesar de su corta edad, una gran formación militante. Tuvo que salir del país con sus tíos que hasta el día de hoy se encuentran exiliados en España. Afortunadamente, ella volvió al país y continua la búsqueda de Justicia.

Yo me acuerdo de ver gente salir llorando de Plaza de Mayo cuando Alfonsín dijo “Felices Pascuas”…

Previo al golpe de Estado, la hermana de Carlos German y su marido también fueron víctimas de la represión. Él fue detenido y torturado en lo que hoy es el MUSEO DE LA MEMORIA, conocido como D2. Departamento de Informaciones de la Policía de Córdoba, al lado del Cabildo de la Ciudad.

Tu abuelo como sabía que la Gorda quería ser monja y era toda sumisa, la agarraba en el taller de Renault donde era su secretaría y le gritaba: “Gorda despertate, ¡dale una alegría a ese cuerpo por Dios!” Imagínate la otra… ¡se quería morir! jajaja Tu abuelo era terrible.

Ella estuvo encarcelada en la Cárcel del Buen Pastor (hoy seudopaseo “cultural”) de donde se fuga (junto con su hija recién nacida) antes de la Dictadura de Videla. Es una de las pocas reclusas, de las 24 que se fugaron, que queda con vida.

-Yo sé lo que pensas. Yo durante mucho tiempo creí que a tu abuelo lo habían matado. Pero no fue así… El tío Oscar y la Gorda fueron a identificar el cuerpo después del accidente…
-Papi, ellos eran militantes también… ¿qué iban a decirle a la abuela que se quedaba con dos chicos? ¿¿Que al abuelo lo habían matado??
-No sabes que decís… tu abuelo se murió en un accidente. Punto.

José Manuel González (Pepe) muere a inicios del año 1975 en un accidente automovilístico a los 36 años. Perteneció al área de Inteligencia del Partido Revolucionario de los Trabajadores durante los años de masas del partido (1973-1974). Tenía una cierta experiencia militante, sobre todo en el Sindicato de Petroleros. Se comenta que en esa época andaba muy estresado.
Sobre los métodos utilizados para eliminar la subversión ya se habló bastante: grupo de tareas que buscaban subversivos, o amigos, o “tibios”; los secuestraban; los tabicaban y eran llevados a centros clandestinos de detención. Desde ese momento son llamados desaparecidos, son torturados, violados, y la mayoría nunca apareció.

¿Por qué Derechos Humanos y Política? ¿Por qué no Deportes? Sabes de Deportes, podes tranquilamente conseguir un laburito en algún lado. Dale, no andes metiéndote por ahí en cosas raras… Mira que el Nono se preocupa.

Los militares de 1976 derrocaron un gobierno impopular pero democrático que había llamado a elecciones para el mes de Octubre. Censos publicados posteriormente sobre la existencia guerrillera en ese momento hablan de tan solo 1.000 miembros dentro de los cuerpos armados que ya estaban desmembrados por exilios, desapariciones o abandonos. No fue una guerra entre bandos igualitarios, fueron una serie de violaciones sistemáticas a los Derechos Humanos aunque no las únicas que existen. Fue terrorismo de Estado.

La verdad que es impresionante la semejanza… Como si hubiesen que tenido que pasar dos generaciones para que ellos, sus rasgos, sus gustos reaparezcan en alguien más de la familia. Como si el paso del tiempo indicara una maduración, una cicatrización para poder volver a tomar contacto con ciertas cosas necesarias para seguir adelante de una manera mejore.

La Mitad del cielo

In Pasiones on 23 marzo, 2010 at 12:29 PM

Por Ana María Schwarz

Hace algunos días leí en un diario extranjero un reportaje que hablaba del gran éxito que ha logrado en Estados Unidos un libro llamado “La Mitad del Cielo.

Inmediatamente vino a mi mente la famosa frase de Mao-Tze-Tung “Las mujeres sostienen la mitad del cielo” frase que cobró gran fama durante su Revolución Cultural, y que llenó de esperanza a las mujeres de esa época.

Con tristeza ahora apreciamos que las mujeres chinas no han mejorado su difícil situación y continúan padeciendo las peores vejaciones imaginables (100.000 niñas son secuestradas cada año en China para instalarlas en burdeles, más las miles de niñas que matan al momento de nacer solo por no ser varones).

La Mitad del Cielo: cómo cambiar opresión por oportunidad para las mujeres de todo el mundo es el título de este exitoso libro y es también un excelente trabajo periodístico de Kristof y WuDum (ambos premios Pulitzer). Es un gran trabajo de investigación y recopilación de datos, un libro hecho con el mejor periodismo actual por dos profesionales que miraron a las mujeres a su alrededor y sintieron la necesidad de denunciar lo que vieron, y no les gustó.

¿Por qué está teniendo este libro de denuncia un impacto tan formidable? ¿Será que la lucha por los derechos humanos en el mundo ha logrado mover la conciencia de los estadounidenses? ¿Será también que la lucha del movimiento feminista ha sido muy bien orientada y está dando frutos?

La discriminación de género en el primer mundo se identifica más con la desigualdad en oportunidades de trabajo, en los sueldos y por el famoso techo de cristal, asuntos importantes para la sociedad norteamericana. Pero en los Estados Unidos, la discriminación de género también se analiza desde otra perspectiva en la que observan hacia adentro y hacia afuera de su país, y lo que encuentran son acciones de violencia y una forma brutal en que la guerra cobra la vida de millones de niñas y mujeres.

Este libro plantea la necesidad de afrontar esta terrible catástrofe humanitaria que está sucediendo delante de los ojos del mundo sin que se haga mucho por impedirlo.
El libro de Nicholas Kristof y Sheryl WuDum va directamente en busca de esas niñas y esas mujeres agredidas para que sean ellas quienes hablen y denuncien las agresiones sufridas.

Es un libro lleno de indignación pero también está lleno de esperanza, porque proponen la posibilidad de luchar contra esa lamentable situación de la misma forma que se luchó en contra la esclavitud y la segregación racial hace algunas décadas.

¿No es ésta la hora de generar cambios para que millones de mujeres sean respetadas en su dignidad y en sus derechos?

Te invito a que salgas de tu “zona de confort” y te comprometas, a partir de hoy a promover el respeto a la dignidad femenina.

Hazlo por ti mismo/a y por tantas mujeres que son maltratadas y oprimidas en el mundo actual: en México, en China, en Estados Unidos. La violencia de género no tiene nacionalidad.
Ser FEMINISTA hoy en día es solamente reconocer que todos los seres humanos, HOMBRES o MUJERES, merecemos vivir y convivir con JUSTICIA y EQUIDAD.

Agradezco la colaboración de ANA MARIA SCHWARZ
twitter: @anaschwarz mail: mujer_nl@hotmail.com

+ Dí que no a la violencia de género
Modelo España contra la violencia de género
+ Las mujeres mexicanas en cifras

+

Matar-nos

In Pasiones on 23 marzo, 2010 at 12:27 PM

Sobre el feminicidio.

Toda violencia es política y la violencia contra las mujeres es la forma más normalizada en la sociedad. El feminicidio es el homicidio político de género y contribuyen a él las comunidades y las instituciones que no hacen lo necesario por construir una cultura de igualdad, por reformar la educación y por respetar las leyes nuevas de igualdad.

Los feminicidios en Ciudad Juárez” y “las muertas de Juárez” son dos expresiones que hace referencia a la suma de homicidios y asesinatos de mujeres ocurridos en Ciudad JuárezChihuahua, por lo general de mujeres jóvenes y pobres a las que se les tortura antes de matarlas. Por parte de la población se ha acusado de pasividad a las autoridades, puesto que en muchos casos no se ha esclarecido la responsabilidad de dichos delitos.

Algunos informes refieren 1060 casos en 14 años, si bien los datos varían según las fuentes. Pese a todo, estarían por encima del índice de criminalidad de una ciudad de características comparables (en el último censo del año 2000, Ciudad Juárez tenía aproximadamente 1,3 millones de habitantes. Sin embargo, un gran porcentaje son inmigrantes no contabilizados de México y Centroamérica, por lo que se calcula que la población debía estar alrededor de 4,0 millones en 2007).

La cifra más reciente indica que son 388 las mujeres y niñas asesinadas en 2009, según los informes recibidos por parte de los medios de telecomunicación y prensa extranjera.

Fuente: Wikipedia + Blog de Ana Schwartz

+ Mujeres en la Mira – FNPI – para Descargar
+ Artículo de contexto del caso argentino
+ Video con entrevistas de Madres de Victimas

Botín de Guerra

In Pasiones on 23 marzo, 2010 at 12:26 PM

+ Dos partes más del documental en Parte 3 y Parte 4

En amplias zonas del norte del país, en particular aquellas donde el narcotráfico domina, las mujeres son víctimas de una violencia crecientemente brutal. Secuestros, desapariciones, violaciones, asesinatos, son cosas de todos los días, saldo inevitable de una guerra en la que las mujeres, como en los viejos tiempos revolucionarios, son una especie de botín para uno u otro bando. Ni el ejecutivo federal ni los gobiernos de Chihuahua, Coahuila, Durango y Baja California han mostrado tener entre sus prioridades el asunto.

Proceso 1726

Por Marcela Turati

Tiene un piercing en la nariz, luce aretes largos y lleva la falda del uniforme de la secundaria enbastillada hasta convertirla en una coqueta minifalda. Cumplió 16 años y era aficionada de ir a los bailes hasta que le entró el miedo de ‘gustarle’ a algún empistolado y de ser secuestrada y violada, como ha escuchado que le ocurre a otras muchachas.

“Ya nadie sale a la calle, en cualquier momento te pueden agarrar y te llevan a trabajar o te hacen cualquier cosa. Eso pasa porque nos ven que somos mujeres, porque cualquier muchacha que les gusta se las llevan y a veces amanecen muertas o regresan traumadas”, explicó la adolescente cuando fue entrevistada en su salón de clases.

“¿Quién les hace eso?”, se le pregunta. En respuesta ella alza los hombros. No dice más. Otra compañera del salón –con aretes grandes en forma de estrella y pulsera de Kitty— completa la información: “Ellos las agarran y se las llevan, las violan, ya ni las entregan. A veces sí, a veces no. A mí no me ha pasado nada porque mis primos me cuidan cuando salgo”. “Más que nada los papás nos dicen que ya no sálgamos”, agrega la primera. Las amigas que escuchan la conversación confirman la información asintiendo con la cabeza.

Las jóvenes estudian tercero de secundaria en la escuela “Lázaro Cárdenas”, de Torreón, Coahuila, y viven en las colonias La Durangueña y Cerro de la Cruz, al poniente de la ciudad, la zona montañosa disputada entre gente de los ‘Zetas’ y de ‘El Chapo’, y a donde a veces hace operativos el Ejército en busca de drogas.

“Hubo una muchachita de unos 17 años que se la levantaron un sábado y la devolvieron un martes, cuando apareció la dejaron desnuda en La Unión, loca. Ni ella ni su familia dijeron nada, no pusieron denuncia, a como están las cosas uno prefiere no enterarse”, narró otra vecina, una joven que trabaja en el Museo Casa del Cerro, ubicado en el epicentro de la lucha entre cárteles.

Por esas narraciones pareciera que viven lo que vivieron sus abuelas en tiempos de la revolución en esos mismos cerros: cada vez que llegaban los hombres empistolados las mujeres corrían a esconderse en sus casas; los papás ponían trancas en la puerta y vivían con el miedo de que alguna de sus hijas se le antojara a esa gente.

Las mismas pesadillas que narran estas mujeres en Torreón y que cuentan las de Gómez Palacio (Durango) las comparten otras mujeres en varios pueblos y ciudades de Chihuahua y Baja California.

Feministas, académicas, médicos y funcionarias están detectando que en las zonas disputadas por los cárteles y por el Ejército no sólo han aumentado las extorsiones, los secuestros, los robos, los ‘levantones’, los tiroteos o los asesinatos.  Debajo del estruendo general de la narcoviolencia se presentan otras modalidades de violencia contra las mujeres, más ocultas, menos ruidosas, casi imperceptibles y poco denunciadas: ocurren violaciones sexuales, asesinatos cometidos con la saña del crimen organizado y el repunte de las listas de desaparecidas.

En esas zonas las mujeres la están pasando especialmente mal. Dicen que son ‘botín de guerra’.

“Sabemos de algunas muchachas que estaban en las calles –dos en la ciudad de Chihuahua, una en Cuauhtémoc y dos de Madera (en la Sierra Tarahumara)–, a las que ‘levantan’ muchachos jóvenes, en buenas camionetas cerradas tipo Explorer, bien vestidos, armados, las llevan a un despoblado, las violan entre todos y las tiran. No sabemos si son presuntos sicarios o simples bandas”, dice un activista chihuahuense que trabaja en la zona serrana y pide el anonimato con una explicación: “si dice quién le dijo esto vienen y nos matan”.

Uno de los casos que relata fue cometido por sicarios enrolados en un cártel, y la víctima del abuso sexual los conocía. Otro caso terminó en mutilación, en castigo porque ella se atrevió a poner una denuncia ante las autoridades. En otro, la mujer secuestrada fue llevada a otro Estado y es obligada a vender droga.

Este activista no es el único enterado de este tipo de hechos aún sin registro. En Chihuahua, el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres, presidido por Luz Estela Castro –una conocida activista en el tema de los feminicidios de ciudad Juárez–, también ha recibido noticias sobre mujeres víctimas de violaciones sexuales tumultuarias, ya sea porque algún familiar lo narró o porque ellas acudieron a hacerse pruebas de enfermedades de transmisión sexual o pidieron informes sobre la interrupción del embarazo.

“Tenemos casos de mujeres que han sido secuestradas por grupos armados con armas de alto poder, con extrema violencia física y sexual, violadas tumultuariamente y luego tiradas, y que por obvias razones se niegan a denunciar. No tenemos información de quiénes son los culpables, pudieran ser del Ejèrcito, sicarios, paramilitares, (las víctimas) sólo nos dicen que son grupos armados”, explicó en la ciudad de México, días después de haber concluido la caravana feminista ‘Ni una muerta más’, que recorrió el país.

Castro comentó que no se sabe mucho de qué está ocurriendo a las mujeres en la zona serrana de Chihuahua, considerada “tierra de nadie”, aunque a veces recibe testimonios de la situación. Y puso un ejemplo: “Estaba dando una charla en el Tec de Monterrey y una chica de Namiquipa (en la zona serrana) me interrumpió y me dijo que me quedé corta con la descripción, y nos dijo: ‘mi mejor amiga le gustó a esos que están empistolados y su papá se la tuvo que llevar a Estados Unidos’, en eso se le quebrò la voz; ella tampoco puede regresar”.

A la socióloga Rosario Varela, maestra investigadora de la Universidad Autónoma de Coahuila (UadeC), sus alumnas también le han confesado su miedo.

“Cuando uno platica con las chicas manifiestan miedo, se maneja que en los antros las levantan para violarlas, y nadie dice nada  dado el contexto de violencia general que hay. Las mujeres están en toque de queda, a las once de la noche tienen que regresar a sus casas pero la hora no es garantía de nada. La violencias contra las mujeres ha pasado desapercibida,  se ha perdido en el conjunto de la expresión general de la violencia”, dijo a esta reportera en junio pasado.

Otra apreciación tiene el ex visitador de la Comisión Estatal de Derechos Humanos para ciudad Juárez, Gustavo De la Rosa, quien hasta octubre denunció las violaciones a los derechos humanos cometidas a raíz del Operativo Conjunto Chihuahua, quien considera que las violaciones a mujeres no son generalizadas.

“Eso es accidental. Si fuera un patrón masivo como el de Serbia o Kosovo, donde había una campaña para llegar y violar mujeres y provocar de esa manera la destrucción de una raza el fenómeno sería evidente. Yo no he encontrado ese patrón ni he recibido una sola queja de violación. Sin embargo, es verdad que las que más han sufrido en todo esto son las mujeres porque son la parte ofendida del homicidio, si tienes 4 mil muertos tienes 4 mil ofendidas por el delito y siempre las ves llorando a sus muertos, buscando a su familiar desaparecido, con el sufrimiento a cuestas, ellas son las que vieron cómo se llevaron a su esposo o a su hijo, cómo lo golpearon antes de matarlo o desaparecerlo, o son las que quedaron viudas y con hijos”, explicó.

NUEVAS DESAPARECIDAS

El 7 de diciembre de 2008, en el centro de ciudad Juárez, desapareció la primera Brenda: Brenda Lizeth Vera Castro, tenía 22 años, había ido al centro a comprar zapatos. El 6 de enero de 2009, la segunda: Brenda Berenice Castillo García, de 17 años, cuando buscaba trabajo por los mismos rumbos. A los 18 días tocó turno a la tercera: Brenda Guadalupe Méndez Ochoa, de 16, también iba hacia el primer cuadro de esa ciudad.

Las tres Brendas juarenses están en la lista de las 25 desaparecidas que este año registraron las organizaciones juarenses. En esta lista hay dos karlas, dos alejandras y tres guadalupes.

“La violencia a las mujeres ha aumentado pero desafortunadamente con la situación de tanta violencia que está viviendo Juárez y tanta ejecución, el tema de las mujeres ha sido anulado. Vemos que muchas siguen muriendo, siguen desapareciendo”, lamentó Irma Casas, directora operativa de la organización “Casa Amiga”.

En la base de datos que diariamente alimenta la investigadora Julia Monarrez, del Colegio de la Frontera Norte, registró 15 mujeres desaparecidas en Juárez en 2008 y hasta junio de 2009 llevaba contadas 25. Ella nota una diferencia entre las desapariciones antiguas y las que ocurren en estos tiempos violentos.

“Siguen desapareciendo mujeres en Juárez pero ahora sus cuerpos no aparecen, antes sí aparecían”, notó la investigadora.

Según sus estadísticas, en 2007 cuatro mujeres fueron asesinadas en esa frontera por el crimen organizado (que no quiere decir que formaran parte de las redes del narcotráfico) y en 2008 se disparó a 53. De éstas, el 12% fue por deudas, 4% en medio de una balacera, 44% por narcotráfico, 16% por presencia circunstancial, 3% en represalia por denunciar y del  21% no hubo datos en la prensa.

A pesar de que la Corte Interamericana de Derechos Humanos condenó el pasado 19 de noviembre al estado mexicano por la negligencia que mostró para resolver los feminicidios que desde 1993 ocurren esa ciudad, las activistas de esa causa dicen que la situación se vive la misma situación de hace una década pero que la violencia que se vive invisibilizó las nuevas desapariciones.

“El Estado está demandado ante la Comisión Interamericana por eso mismo y lo sigue haciendo. Cuando escuchamos a las mamás (de las nuevas desaparecidas) escuchamos la misma historias que hace 10 años: que las autoridades no les creen cuando ponen sus denuncias, no hacen nada para buscarlas, pierden las primeras horas que son las más valiosas, rotan a los policías que investigan, no comparan listas de asesinatos con desapariciones, cada investigador trabaja su caso aislado, la carga de las investigaciones recae en la familia. Hay maltratos, simulación, minimización, no aceptación del problema, y por todo lo demás que está pasando en Juárez no se investiga”, criticó Castro.

Ella considera que debe investigarse las ramificaciones del crimen organizado, porque las redes de la venta de drogas y de armas posiblemente están siendo utilizadas para la trata de personas.

La queja no es exclusiva de Chihuahua, la comparten también agrupaciones de familiares de desaparecidos de Baja California.

“Tenemos una lista de desaparecidos pero no hay investigaciones porque tienen miedo de investigar a los narcos. Es un secreto a voces que muchas mujeres que han desaparecido es para meterlas a la trata de personas, pero las familias tienen miedo de denunciar y las autoridades se hacen de la vista gorda cuando ven señal del crimen organizado”, dijo Fernando Oceguera, de la Asociación Ciudadana contra la Impunidad, que se dedica a la búsqueda de desaparecidos en Tijuana.

Como ejemplo mencionó el secuestro, en mayo de 2007, de siete edecanes de un bar de Tijuana, de las que se desconoce su paradero. A su vez, la Asociación Esperanza contra las Desapariciones Forzadas y la Impunidad, de Mexicali, tiene registrados dos casos en los que los narcotraficantes iban por un miembro de una familia pero se llevaron a familias enteras, con esposas e hijos.

BOTIN DE GUERRA

El 1 de agosto, cuando salía de su casa, la modelo Adriana Ruiz Muñiz fue secuestrada en Tijuana por un comando de hombres armados y su cuerpo fue hallado enterrado en un basurero. Había sido torturada, mutilada de los dedos y decapitada.

Según  la Procuraduría de Justicia de Baja California los autores materiales del asesinato están al servicio de Teodoro García Simental, “El Teo”, representante del cártel de Sinaloa en Tijuana.

El 29 de noviembre en la vecina ciudad de Ensenada fue encontrado el cadáver de la edecán  Karla Priscila Carrasco Agüero, de 25 años de edad, que presentaba dos impactos de arma de fuego en la muñeca derecha y el parietal derecho. La procuraduría estatal la identificó como “novia” de un peligroso sicario y se rumoró que de “El Teo”.
El pasado 12 de noviembre en las paredes de la escuela Emiliano Carranza de ciudad Juárez amanecieron unos ‘narcograffitis’ en los que un cártel advertía que rompería el acuerdo de respetar a las familias de los rivales, ya que la hermana de uno de los integrantes de su banda había sido asesinada.

Los tres hechos tienen un componente común: las víctimas estaban emparentadas o relacionadas sentimentalmente con narcotraficantes, y quizás ese fue su único delito.

“Ese tipo de homicidios de género son nuevos en el contexto del crimen organizado, aunque en México se aplicaron desde hace más de 30 años, durante la guerra sucia era común que mataran mujeres por ser familiares de guerrilleros o líderes sociales opositores; ahora, el narco comenzó siguiendo esos mismos patrones… Hay una gran cantidad de mujeres desaparecidas en conflictos sociales, aunque nunca tuvieron un papel protagónico, sólo por estar vinculadas a un hombre que sí lo tiene”, advirtió la semana pasada la ex legisladora Marcela Lagarde, quien dirigió desde la Cámara de Diputados la Comisión Especial de Seguimiento a los Feminicidios.

El médico y analista forense Alfredo Rodríguez Gacía, profesor huésped de la Universidad Complutense de Madrid, explica que de los 16 mil personas ejecutadas durante este sexenio el 6% son mujeres, y que entre las asesinadas había mujeres que trabajaban como ‘burreras’ (distribuidoras de drogas), otras tenían alguna relación con narcotraficantes y fueron eliminadas por la información que poseían, y casi un 40 por ciento eran pareja de narcotraficantes y murieron por violencia doméstica.

No por nada, los refugios para las mujeres víctimas de violencia intrafamiliar en el país han tenido que reforzar puertas, construir vallas, instalar cámaras de seguridad y contratar seguridad privada, porque sufren cada vez más ataques de narcotraficantes que quieren entrar a vengarse de sus parejas que buscaron refugio.

“El capo tiene control del área geográfica y de la gente, la mujer pasa a ser propiedad de él, no importa si es amante, su amasia o esposa, si ella se quiere divorciar o no regresa la pueden matar a ella, a veces a sus amigas y hasta al abogado. En Tijuana a una modelo le cortaron las piernas por haber sido infiel, para que todas sepan que no debes engañar al que tiene el control”, explicó el especialista que trabajó de 2000 a 2004 en la investigación de los feminicidios de Juárez.

El considera que en algunos homicidios de mujeres que tienen la firma del crimen organizado –como la extrema crueldad o la mutilación–, las víctimas no tenían ninguna relación con el crimen organizado y sólo fueron asesinadas para utilizarlas como “mensaje” al gobierno o a la población.

Por esta situación, la ex legisladora Angélica De la Peña señaló: “Las mujeres se han convertido en un botín de la lucha entre las distintas mafias de narcotraficantes en algunas partes del país… Pareciera que ahora están dando mensajes de mayor dureza a sus contrincantes donde más les duele: matando a mujeres vinculadas con una u otra banda. Y es muy grave”.

Para la investigadora de la UadeC, Rosario Varela, es necesario utilizar los mecanismos que permite la Ley de Acceso a una Vida Libre de Violencia para activar un ‘código rojo’, una ‘alerta de género’ porque la violencia sistemática específica contra las mujeres en varias regiones.

Unas de sus propuestas son incluir las dependencias a cargo de la protección de las mujeres en el monitoreo y la delineación de las estrategias políticas antinarco, llevar un conteo puntual para desglosar los perfiles de las víctimas femeninas de la narcoviolencia, atender a las esposas de ejecutados que se quedan viudas y con hijos y armar campañas publicitarias para alertar a las jóvenes del riesgo que corren al involucrarse sentimentalmente con las personas dedicadas al crimen organizado.

Este diagnóstico lo conoce bien el gobierno, pues la propia comisionada nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres, Laura Carrera, declaró el 22 de noviembre que las mujeres se están convirtiendo en “botín de guerra” en la lucha contra el narcotráfico y son usadas como instrumento para humillarse entre bandos.

“Desafortunadamente hoy deberíamos de tener ya varias alertas (de género) en varios estados, y de nuevo Juárez vuelve en un proceso muy delicado en este año, pero en particular las últimas semanas, donde las mujeres se están volviendo el botín digamos de guerra entre las bandas, y donde no ha habido todavía respuestas de nuestros gobiernos”, dijo la funcionaria de la Secretaría de Gobernación en Chihuahua.

En el evento informó que se desarrolla una “alerta de género” que pretende dimensionar la violencia en los estados y municipios.
Sin embargo, para la ex diputada De la Peña, el problema continuará mientras no sean atendidas las denuncias que presentan las mujeres por ser víctimas de violencia, empezando por la doméstica.

“Es lógico que ocurra esto cuando hay casos de mujeres asesinadas que no son atendidos, si no hay justicia, si no concluye la averiguación previa ni se castiga a los delincuentes, el mensaje que se está mandando por parte de la autoridades es que cualquier persona puede hacer lo que quiera contra una mujer y no va a pasar nada. Es como un bumerang. Y esto ocurre en todo el país”, dijo.

A pesar del reconocimiento gubernamental del problema y de las declaraciones que hicieron el 25 de noviembre los funcionarios públicos por la conmemoración del Día Internacional para Erradicar la Violencia contra las Mujeres, la activista Lucha Castro opinó: “Al gobierno lo único que le importa es ganar la guerra, y las mujeres van al costal de los costos colaterales, junto al cierre de las empresas,  junto a las extorsiones  y los secuestros, metidas entre todo eso van las mujeres. Y así naturalizan lo que está pasando y lo justifican”.

A minute for my rights

In Pasiones on 22 marzo, 2010 at 11:31 AM

Argentina no cumple

In Pasiones on 22 marzo, 2010 at 11:29 AM

1) El niño disfrutará de todos los derechos enunciados en esta Declaración. Estos derechos serán reconocidos a todos los niños sin excepción alguna ni distinción o discriminación por motivos de raza, color, sexo, idioma, religión, opiniones políticas o de otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento u otra condición, ya sea del propio niño o de su familia.

En Argentina, hay 12.237.325 niños y niñas entre 0 y 17 años. Casi 5 millones son pobres (el 40,9%) y 1.700.000 (14,3%) son indigentes. La desigualdad es tan grande que la mortalidad infantil nacional es de 12,9 menores de un año fallecidos cada 1.000 nacidos vivos, pero en Formosa es de 24,2, comparable a la de Cabo Verde (25), Turquía (24) u Honduras (23). Un bebé formoseño tiene más probabilidades de morir que si hubiera nacido en el territorio Palestino ocupado (20).

2) El niño gozará de una protección especial y dispondrá de oportunidades y servicios, dispensado todo ello por la ley y por otros medios, para que pueda desarrollarse física, mental, moral, espiritual y socialmente en forma saludable y normal, así como en condiciones de libertad y dignidad. Al promulgar leyes con este fin, la consideración fundamental a que se atenderá será el interés superior del niño.

La cantidad de muertes infantiles creció el 1,8% durante 2007, según informes preliminares de la Dirección de Estadísticas e Información Sanitaria (DEIS) del Ministerio de Salud de la Nación, adelantadas en una nota de Crítica de la Argentina. Durante 2007 fallecieron 8.688 menores de 5 años, 152 más que las 8.536 muertes registradas en 2006.

3) El niño tiene derecho desde su nacimiento a un nombre y a una nacionalidad.

Las Abuelas de Plaza de Mayo ya encontraron a 92 nietos y nietas secuestrados por la dictadura militar. Pero todavía quedan más de 400 jóvenes sin conocer su verdadera identidad.

4) El niño debe gozar de los beneficios de la seguridad social. Tendrá derecho a crecer y desarrollarse en buena salud; con este fin deberán proporcionarse, tanto a él como a su madre, cuidados especiales, incluso atención prenatal y postnatal. El niño tendrá derecho a disfrutar de alimentación, vivienda, recreo y servicios médicos adecuados.

El 25% de los chicos menores de 6 años –un millón– tienen diferentes carencias alimentarias (falta de calcio, vitamina A y vitamina C) que les generan menor resistencia a las infecciones y mayor propensión a enfermarse. El 16,5% (650 mil niños de primer grado para abajo) sufren anemia por deficiencia de hierro y el 8% (350.000) son petisos sociales, con baja talla debido a carencias nutricionales, ambientales y de salud, según Sergio Britos, del Centro de Estudios Sobre Nutrición Infantil (CESNI).

Muchas veces, la deuda con ellos, se vuelve contra ellos. La criminalización de la pobreza empieza temprano. En diciembre del 2005 había 19.579 niños detenidos en establecimientos penales y sólo el 12% estaba encerrado por causas penales: la mayoría de ellos son pequeños presos sociales.

5) El niño física o mentalmente impedido o que sufra algún impedimento social debe recibir el tratamiento, la educación y el cuidado especiales que requiere su caso particular.

Son muy pocos los chicos con discapacidad que acceden a oportunidades y pueden llegar a la facultad. De 110.961 estudiantes de la Universidad Nacional de Córdoba sólo el 0,08% (93 alumnos) tienen alguna discapacidad.

6) El niño, para el pleno y armonioso desarrollo de su personalidad, necesita amor y comprensión. Siempre que sea posible deberá crecer al amparo y bajo la responsabilidad de sus padres y, en todo caso, en un ambiente de afecto y de seguridad moral y material; salvo circunstancias excepcionales no deberá separarse al niño de corta edad de su madre. La sociedad y las autoridades públicas tendrán la obligación de cuidar especialmente a los niños sin familia o que carezcan de medios adecuados de subsistencia. Para el mantenimiento de los hijos de familias numerosas conviene conceder subsidios estatales o de otra índole.

En Santiago del Estero, el 75% de las adopciones son ilegales, en un mercado en donde las familias pobres son proveedoras y las de clase media y alta, compradoras. “En el sudeste de la provincia se sustraen alrededor de 12 bebés por semana”, denuncia Julio Ruiz, de la Fundación Adoptar. Según estimaciones de la organización Raíz Natal, hay casi 3 millones de personas que fueron adoptadas irregularmente y no conocen su verdadera identidad.

7) El niño tiene derecho a recibir educación, que será gratuita y obligatoria por lo menos en las etapas elementales. Se le dará una educación que favorezca su cultura general y le permita, en condiciones de igualdad de oportunidades, desarrollar sus aptitudes y su juicio individual, su sentido de responsabilidad moral y social, y llegar a ser un miembro útil de la sociedad.

El interés superior del niño debe ser el principio rector de quienes tienen la responsabilidad de su educación y orientación; dicha responsabilidad incumbe, en primer término, a sus padres.

El niño debe disfrutar plenamente de juegos y recreaciones, los cuales deben estar orientados hacia los fines perseguidos por la educación; la sociedad y las autoridades públicas se esforzarán por promover el goce de este derecho.

El 7,6% de los alumnos de nivel medio repitió de año. Pero peor que repetir es dejar: la tasa de abandono del polimodal –entre 2004 y 2005– fue de 20 chicos cada 100.

8 ) El niño debe, en todas las circunstancias, figurar entre los primeros que reciban protección y socorro.

El maltrato infantil aumentó –entre 1995 y 2005– un 110% en los chicos de nivel inicial, un 18% en los de la escuela primaria y un 6% en los que concurren a escuelas especiales. En una investigación en 60 escuelas de la Ciudad de Buenos Aires, realizada por María Inés Bringiotti, 1.590 alumnos contaron que sus padres los maltrataban corporal o emocionalmente.

9) El niño debe ser protegido contra toda forma de abandono, crueldad y explotación. No será objeto de ningún tipo de trata. No deberá permitirse al niño trabajar antes de una edad mínima adecuada; en ningún caso se le dedicará ni se le permitirá que se dedique a ocupación o empleo alguno que pueda perjudicar su salud o su educación o impedir su desarrollo físico, mental o moral.

En la Argentina el trabajo infantil afecta a dos millones de chicos –de entre 5 y 14 años-. El 42% de los niños, niñas y adolescentes trabaja ayudando a sus padres. Además, entre el 10% y el 30% de las jóvenes que son secuestradas por redes de trata son menores de edad. En América Latina son víctimas de explotación sexual o laboral dos millones de niñas y adolescentes.

10) El niño debe ser protegido contra las prácticas que puedan fomentar la discriminación racial, religiosa o de cualquier otra índole. Debe ser educado en un espíritu de comprensión, tolerancia, amistad entre los pueblos, paz y fraternidad universal, y con plena conciencia de que debe consagrar sus energías y aptitudes al servicio de sus semejantes.

La discriminación étnica existe pero se naturaliza como pobreza extrema. El 30 de abril del 2008, el Centro Nelson Mandela denunció ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos que el 100% de las 2.300 familias de la etnia toba del Impenetrable chaqueño sufren desnutrición, malnutrición o anemia. Brígido Petiso era toba y tenía nueve años. Murió el 30 de enero del 2008 de meningitis tuberculosa. Pero no murió sólo de tuberculosis. Brígido murió de olvido.

Fuente: Diario Critica

+ datos en INDEC

Saber y hacerlos cumplir

In Pasiones on 22 marzo, 2010 at 11:29 AM

Los derechos del niño (o derechos de la infancia) son derechos que poseen los niños, niñas y adolescentes. Todos y cada uno de los derechos de la infancia son inalienables e irrenunciables, por lo que ninguna persona puede vulnerarlos o desconocerlos bajo ninguna circunstancia. Varios documentos consagran los derechos de la infancia a nivel internacional, entre ellos la Declaración de los Derechos del Niño y la Convención sobre los Derechos del Niño. Estos documentos reconocen a los niños como sujetos de derecho, pero convierten a los Estados y a los adultos en titulares de la obligación de respetarlos y hacerlos respetar.

Entre los Derechos del niño tenemos:

  1. Los niños tienen derecho al juego.
  2. Los niños tienen derecho a la libertad de asociación y a compartir sus puntos de vista con otros.
  3. Los niños tienen derecho a dar a conocer sus opiniones.
  4. Todos los niños tienen derecho a una familia.
  5. Los niños tienen derecho a la protección durante los conflictos armados.
  6. Todos los niños tienen derecho a la libertad de conciencia.
  7. Los niños tienen derecho a la protección contra el descuido o trato negligente.
  8. Los niños tienen derecho a la Protección Contra el Trabajo Infantil.
  9. Los niños tienen derecho a la información adecuada.
  10. Los niños tienen derecho a la Libertad de Expresión.
  11. Los niños tienen derecho a la Protección Contra la Trata y el Secuestro.
  12. Los niños tienen derecho a conocer y disfrutar de nuestra cultura.
  13. Los niños tienen derecho a la protección contra las minas terrestres.
  14. Los niños tienen derecho a la protección contra todas las formas de explotación.
  15. Los niños tienen derecho a la intimidad
  16. Los niños tienen derecho a crecer en una familia que les dé afecto y amor.
  17. Todos los niños tienen derecho a un nombre y una nacionalidad.
  18. Todos los niños tienen derecho a la alimentación y la nutrición.
  19. Todos los niños tienen derecho a vivir en armonía.
  20. Todos los niños tienen derecho a la diversión.
  21. Todos los niños tienen derecho a la igualdad.

Fuente: Wiki