maximo tell

Posts Tagged ‘twitter’

Los discursos en las redes sociales y nuestra revolución interna

In Derecho a Replica, Exclusivos on 21 mayo, 2012 at 2:27 PM

Nuestras posiciones a diario están en debate. Seguramente, en la ciudad que vivas existe un medio de comunicación dominante que intenta a diario implantarte un mensaje y a su vez otro grupo de medios o bien el gobierno de tu lugar, también insiste con lo mismo. La batalla discursiva en los ámbitos sociales no es novedad, mucho menos en política. Pero esto no implica que no debamos prestar atención a como se ha ido modificando el escenario con la aparición de internet y las redes sociales por ejemplo.

Los medios y el gobierno intentan influir en la agenda y en vos. En esa disputa que cada vez desconoce más la ética y la responsabilidad, nosotros los usuarios quedamos en el medio. Mucho peor aún si sos comunicador, periodista o trabajas en un medio: los mismos bandos intentan categorizarte para su vereda o el lado contrario, para rápidamente detectar alguna variación en tu opinión y poder tildarte de traidor; la otra opción es que pases a ser un “enemigo”. No me asustan las categorías porque los condenados (y a veces hasta los propios verdugos) sabemos del vacío conceptual que muchas veces estas llevan en sí. Lo que me alarma cada vez más es la soltura con la que podemos ser llevados y traídos y lo que es más grave aún: ¿No hay lugar para posiciones sin fanatismos, pensantes y medidas?

¿En qué momento confundimos el sano “estar de acuerdo con algunas cosas y con otras no” con algo dañino como el “ser tibio”. Este último no se interesa, “no le calienta” ni saber mas ni mejor. No tiene argumentos, pero una persona que se para equidistante a la trinchera de los medios y la vereda de un gobierno tiene otras armas. En ese contexto es que además los simples mortales hemos accedido a un megáfono. Estamos en las redes sociales y allí también tendremos que defender nuestra posición y defendernos de los extremistas. Ser coherentes será necesario, pero otra duda es ¿somos capaces de llevar nuestras banderas del mundo online al offline?.

20120521-142619.jpg

@canquismith en su nota La “re-evolución” que no (es) fue trae un buen disparador para esta parte del debate.

Pensando y tratando de buscarle alguna respuesta a la diferencia sustancial que existe entre cómo nos expresamos en las Redes Sociales contra un sistema y luego en la vida real no se ve plasmado de igual manera, encontré una posible respuesta en el prólogo del libro “Mundo Twitter” de José Luis Orihuela, escrito por Alejandro Piscitelli.

Una doble vida: Digital vs. Real

Más allá de cómo nos comportemos en internet, en la vida “offline” tenemos otro modo de reaccionar. Este doble discurso constante que se viene gestando desde hace unos años (con la masificación de las redes sociales y la apertura de los medios a la participación activa del usuario) todavía está en plena evolución y no pasa más de un simple descargo mediante un comentario o en un grupo de Facebook. No quiero resumir todo esto a un simple concepto de “hipocresía”.

En un momento el sociólogo Gladwell, se indigna con el reduccionismo tecnológico de algunos analistas, que insisten en que los medios sociales estarían reinventando el activismo político. La verdad es que esta premisa (hoy) no es absoluta, pero tampoco se le podría negar a las redes digitales el poder que han adquirido, o la manera en la que han potenciado la comunicación. Para Gladwell decir que plataformas sociales como Facebook y Twitter planteen un activismo político de alto riesgo, siendo que los lazos los unen son débiles, le parece muy difícil. Somos amigos, los seguimos, nos siguen, pero no forman parte de nuestro círculo práctico y físico. No son amigos, si no conocidos.

¿Hasta donde estamos dispuestos a llegar hoy?

En mi ciudad hace unos días, los trabajadores de transporte llevaron adelante un reclamo salarial durante tres días, ocasionando el descontento de gran parte de los usuarios del servicio. Claro está que quedará pendiente un análisis acerca de cuán comprensibles somos los propios miembros de nuestra comunidad con los pares, pero volvamos al foco. En un caso como este, los usuarios deciden “sublevarse mediante Facebook” generando un Grupo para un “Paro de usuarios“, se agregan mas 13 mil voluntades virtuales y el día pactado, no más de 10 pasajeros llevan la premisa a la realidad. ¿Por que no materializamos el reclamo? ¿Por que no pudo haber indignados en mi ciudad?

Mucho puede haber de incoherencia ideológica, de conservadurismo, de temor, de equivocación en la estrategia de un reclamo. Pero sobre todas las cosas deberíamos preguntarnos si ¿estamos dispuestos a ser tan activistas en la vida real como en un timeline? ¿Votamos con la misma consciencia que tweeteamos? ¿Nos movilizamos con la misma efectividad con la que entramos a un grupo en Facebook? El Medio puede hacer mucho, el Gobierno puede pretender otro tanto y la plataforma permitir algo, pero la verdad es que ninguna de estas cuestiones parecen ser suficientes para movilizarnos. Ni de nuestros argumentos ni por ellos.

Fuente Foto: afinidades.org

Anuncios

El desprestigio de los Trending Topic y lo popular en Twitter

In Derecho a Replica, Exclusivos on 7 mayo, 2012 at 10:50 AM

Un periodista realiza un informe por TV, “desenmascarando twitteros”. Luciendo la falta de conocimiento muchas veces de los propios comunicadores en lo que respecta a redes sociales, el periodista muestra como cientos de usuarios poseen una foto de perfil (avatar) “trucha”. El objetivo del informe televisivo (con las propias limitaciones del medio en tiempos y forma) supuestamente es mostrar la falsedad de las cuentas que dan volumen a un mensaje gubernamental o político y a partir de allí plantear la desconfianza hacia quienes se ven beneficiados. Periodísticamente, no se llega al fondo de la cuestión que sería: ¿Se esté pagando con fondos públicos a personas por tan solo dar ReTweets (RT)?. La verdad és que si esto no es así, mi profesor de Periodismo de Investigación me diría: “No tenés nada, ni tema, ni caso, ni problema”.

En política, éstos usuarios falsos son creados para dar difusión a un mensaje determinado, impulsar a otros usuarios y sembrar en el escenario de las redes sociales una determinada opinión. Y digo sembrar porque esto tampoco implica que se logrará, poner un ejercito a hacer RT no garantiza nada. Además ¿Qué se busca que pase? Quizás para el consultor politico y de marketing digital que asesora a un gobierno, le sirve decir (mentir) y cobrar: “Yo te garantizo que con cada Cadena Nacional o anuncio, las redes sociales explotan a tu favor, tapamos a los anti y acribillamos a los medios o periodistas de la contra”. ¿Para? Por supuesto el político, sin conocer del medio, paga (como veremos más adelante también lo hacen las empresas). Alguien se aprovecha, abusa, cobra y mientras se “mata” a Twitter vaciando el mensaje.

¿Sirve ser Trending Topic (TT)?

No, no y no. Nadie se beneficia con un TT, es tan solo una selección que se hace a partir de un algoritmo en Twitter para destacar por un lapso determinado, un tema del cuál se está “hablando”.  En el habitat de las redes sociales se ha tergiversado todo tanto que ya cualquiera vende lo que sea y afirma lo que venga. Ser Tendencia por unos minutos no tiene sentido si es motivado o alentado por un ejercito de twitteros o un gurú 2.0 vende humo. Los TT se crearon en la red para que los propios usuarios libremente instalen temas, hagan visible una cuestión y si X persona te paga o pide una determinada cantidad de tweets o RT para colocar un Hashtag o tema como TT, está siendo totalmente inservible ese momento de Tendencia. Básicamente porque es una mentira, porque justamente una tendencia inducida no es un TT, puede llegar a colocarse pero no es real.

Es decir que si viene una empresa y le ofrece a usted Político / Empresario / Organizador de un evento, etc que a partir de la gestión digital hará que su tema sea TT, básicamente le está robando. Ningúna estrategia seria de Redes Sociales o Marketing Digital puede cobrar y prometer una tendencia, viralidad o convertir la consigna en TT. Si el gurú le promete eso sepa que intentará algunas de estas cosas:

  • Invitará twitteros con cierto número de seguidores importante o buena sociability, para que por el canapé (en el mejor de los casos) y la Coca, comparte constantemente cosas del evento.
  • Invitará a Bloggers interesados en el tema, con el discurso de “la importancia de los nuevos medios independientes”, pero querrá organizarlos para generar un TT.
  • Creará cuentas falsas (como demostraba el informe de TV) para que de manera más o menos automatizada se dé RT o difusión a ciertos temas o usuarios de la red.
  • Creará cuentas falsas o pondrá robots a dar clicks sobre su anuncio o campaña.

Acá es importante que se entienda algo. NO está mal invitar a usuario de la red Twitter a eventos, ni mucho menos. Lo que está pésimo, y es de un bajísimo nivel profesional, es invitarlos y pretender organizarlos en grupos determinados para que unos hagan RT de la cuenta oficial del evento por ejemplo; otros redacten lo que se expone y lo publiquen constantemente; otros se dediquen a hacer RT a éstos últimos y así generar un volúmen determinado de “gente hablando del tema”. Esto es grave, pero hasta ahora solo discutido en los cafés por los geeks o quienes trabajan en el rubro. Y sobre todo es grave, porque hay gente que dice capacitar o enseñar a usar Twitter y lo único que hace es utilizar a sus “fieles” para generar TT vacíos, inútiles y molestos. Sepan que ese gurú o bendito profesor cobra por esa TT que le promete al cliente y a ustedes les toca una remera, gorra o canapé (que no está mal pero es medio poco).

Nadie debería cobrar por un TT, nadie debería esperar nada por twittear en un evento, nadie debería hacer de todos una mercancía o un medio para cobrar, nadie debería mal utilizar una red social que tiene como fin la libre comunicación instantánea. Pero sucede. Para el mundo empresarial, están avisados que esos gurúes están robando o vendiendo humo, como se dice. Lo mismo sucede en política, con el mínimo agravante que mucha gente puede ser influenciado por un mensaje que incumbe a una realidad social y compleja. Saturar de información a partir de motivaciones falsas puede tapar en muchas ocasiones el real debate de las cosas, en lo que respecta al  análisis social (Es como comprar seguidores falsos en cualquier red social, pero ese es tema aparte). El punto de gravedad en política es si se descubre que la financiación de ese aparato de RT se paga con fondos públicos y el único sospechoso será el movimiento que gobierne, porque existe en todos los otros partidos este quiste.

Pobres y ladrones. Es pobre el análisis de un periodísta que solo muestra avatares falsos sin llegar al fondo de la cuestión. Es un gurú ladrón el que organiza de determinada forma a un grupo de personas para generar un TT, que encima cobra y no paga. Son usuarios vacíos aquellos twitteros que invitados o no, comparten cosas obligados, que no les interesa a cambio de una remera. Yo lo que sé es que no quiero ninguno de estos tipos en mi Timeline.

Razones para un mundo mejor.. ¿Con o sin Coca Cola?

In Malas Viejas on 30 mayo, 2011 at 10:00 AM

Millones de personas han publicado en sus muros de Facebook o compartido en Twitter la publicidad de Coca Cola en la que se insiste en que “Hay Razones Para Creer En Un Mundo Mejor“. Es difícil esquivar los virales que se generan en Internet y mucho más aún cuando estás mucho tiempo en las redes sociales. La gente se entusiasma con la canción, quizás realmente cree en el mensaje o simplemente se vincula con una de las marcas más grandes del mundo.

El caso es que cada vez que vi esta publicidad, pensé en cuando llegarían las miradas críticas sobre una marca como Coca Cola que induce a creer en ella como marca sumamente limpia, más allá que no lo diga explícitamente, cuando al menos genera sospechas. No acuso a la marca, porque además conozco ciertas acciones con las que Coke pretende ser más sustentable, solo me refiero acá que no voy a comprar el concepto.

¿El mundo será mejor con Coca Cola o sería mejor si sus industrias no existieran? Ustedes decidan.

Y finalmente una mirada totalmente pesimista (y discutible) que llega desde Colombia.

Vía Danilo Tonti / Nelson Lastiri

Exitosa jornada del Roca Blog Day

In Cobertura iPhone, Derecho a Replica on 10 abril, 2011 at 8:31 PM

En el marco del Roca Blog Day, blogueros, periodistas y estudiantes compartieron sus experiencias con un público curioso que copó el Auditorio del Diario Río Negro. Acá les dejo un excelente resumen de Natalia Cabral.

El Roca Blog Day tuvo el viernes su tercera edición y una gran cantidad de gente (en su mayoría estudiantes de Comunicación) se acercó hasta el Auditorio del Diario Río Negro para debatir sobre la web 2.0, los blogs y la aplicaciones de las nuevas tecnologías.

La jornada comenzó pasadas las 9.30 con la charla del periodista Alvaro Liuzzi,quien habló de su nuevo proyecto denominado “Proyecto Walsh” en el que se pregunta ¿Qué hubiese pasado si Rodolfo Walsh hubiera tenido Twitter en aquella época. Liuzzi define el proyecto como “un experimento periodístico que fusiona una obra clásica del periodismo argentino con una visión moderna de la disciplina basada en el uso de las nuevas tecnologías

Luego Ivan Sánchez se encargó de explicar el rol de Comunity Mannager y se refirió a la importancia del uso de Twitter en el laburo. Contó que maneja siete cuentas distintas en Twitter.
Una vez finalizada la charla de Sánchez, fue la periodista Silvia Cobo la encargada de seguir. Desde España y por medio de una videoconferencia habló sobre los nuevos formatos para la narrativa multimedia.

El primer corte se realizó cerca de las 11 y después fue Ismael Briasco quien se encargó de hablar sobre proyecto “Psicofxp”. Una experiencia que empezó como un foro y terminó como un gran sitio que en la actualidad recibe 10 millones de visitas por mes. Briasco remarcó que para emprender un proyecto así solo se necesita: pasión, perseverancia y desafío.

La mesa de “La política y lo político en la web” llegó de la mano de Hugo Alonso y Germán Angeli. Ambos hicieron hincapié en el uso que le daban los políticos a dos herramientas tan importantes como son Twitter y Facebook. Una de las conclusiones a las que llegaron fue que muy pocos políticos son los que saben llegar al ciudadano haciendo un buen uso de las redes.

Pablo Fernández habló de cómo cada vez más los ciudadanos estaban comenzando a usar las redes y la relación que se crea con el periodismo. Contó casos concretos en donde los usuarios subían una foto de algún hecho importante que luego era tomado por los medios porque estos no habían tenido la posibilidad de cubrirlo.

http://www.ustream.tv/flash/viewer.swf

Video streaming by Ustream

Después de la charla de Fernández tuvo lugar otra videoconferencia en la que Elvira García de Torres, también desde España expuso su investigación sobre el “Uso de las redes sociales en medios regionales de distintos países”.

La Mesa de Literatura 2.0 estuvo a cargo de Silvia Sánchez y Naim Rekacz. Sánchez admitió sentirse “sapo de otro pozo” entre tantos amantes de la tecnología y dejó en claro que la web le da muchas herramientas pero no hay nada como llevarte el libro a la cama. Naim Rekacz por su parte, mostró un interesante proyecto literario que lleva adelante con un grupo de escritores. Las redes sociales, según explicó son un gran complemento.

Nicolás Pícolli y Guillermo Berto (dos clásicos del Roca Blog Day) hablaron sobre Periodismo 2.0. Picoli hizo referencia al “periodismo hiperlocal”, un término bastante nuevo para varios de los presentes. Berto afirmó que Internet vino a democratizar un poco la palabra y luego se refirió a casos puntuales de la región en los que ha circulado información que no fue tratada de la forma en que debería haber sido.

El periodista y docente Jorge Gobbi, al igual que en la exposición brindada el año pasado se refirió a cómo Internet cambia nuestra percepción de lo público y lo privado. En su exposicón Gobbi remarcó que debemos tener sumo cuidado cuando escribimos en la red porque todo queda guardado y después pasa a ser nuestro archivo.

Federico Aringoli y Andrés Stefani (periodistas del Diario Río Negro on line) hablaron de su documental “Tercer Round: la pelea de un amateur”, se trata de un reality-documental sobre la vida de un joven boxeador amateur de la ciudad. Los jóvenes destacaron que con las herramientas que nos brinda Internet se pueden hacer buenos proyectos sin tener dinero.

La mesa de blogs regionales estuvo integrada por Sebastián CurinaoAdrián Almonacid, Horacio Castro, Andrea Vanesa DuránFlorencia BarreraCeleste Gómez. Una mesa que permitió conocer las experiencias personales de cada uno de los blogueros regionales (la mayoría surgidos de la cátedra de Periodismo Digital de la UNCO).

Los creadores del festival neuquino “Tratado de Integración” también estuvieron presentes en el Roca Blog Day para contar sobre el encuentro que vienen realizando hace cuatro años en donde combinan el arte con las nuevas tecnologías.Ya casi culminando el encuentro, llegaron los periodistas regionales para hablar sobre sus sitios de noticias, en el caso de Melina Fit su participación como periodista en el diario 8300. Fabricio González, Fabián Cardozo, Melina Fit Nicolás Bustamante, Guillermo Elía Emiliano Gattihicieron un recorrido por sus portales, destacaron el enfoque que le daban a las noticias desde sus páginas y remarcaron también el uso de las redes sociales.

El final del Roca Blog Day fue con un video enviado por Crónica Z, un sitio rosarino de información y comunicación que trabaja al máximo con todas las redes sociales.

Ya casi cerca de las 21 el público coronó la intensa y enriquecedora jornada del viernes con un caluroso aplauso. El Roca Blog Day es un encuentro que sin dudas se enriquece año a año y promete seguir superándose para el año que viene.

  • Esta nota fue realizada para el diario Roca Digital y publicada originalmente en culturArte

Elecciones digitales, descentralizadas y colaborativas vía twitter

In Derecho a Replica, Exclusivos on 14 marzo, 2011 at 12:02 AM

Por Nicolás Gutiérrez Magaldi

@Ngmagaldi

Año 2011, Argentina. 140 caracteres definidos como letras, palabras, videos, imágenes, códigos y lenguajes propios se cruzan y se replican en un momento cónclave para le definición política de un país que más allá de sus propósitos reales, tiene ciertos destacados patrones culturales en la twittosfera patria.

Qué diría Martin Fierro ante la campaña desmedida de prensa de Martín Redrado en Twitter? “es sonso el cristiano macho cuando el amor lo domina” hacé Rt. Funciona perfecto, se repetiría sin nombres de patria.

Este twitter no presenta batalla ideológica, es la herramienta que convierte a los usuarios en su propia lógica informativa. Estar antes, replicar primero y mencionar después pueden ser las cadenas más divertidas para este verbo de acciones radicales, justicialistas y macristas.

¿La política argentina se pierde la comprensión del fenómeno social? No. Es el cambio en pocas palabras lo que vamos a presenciar en estas elecciones. Las voces no van a  quedar tapadas en los vientos del afuera. Todo va a quedar con dedo y tecla, por no decir con “puño y letra” en los historiales de las redes sociales.

La expresión y la capacidad de atención serán dos instancias claves para poder utilizar la potencialidad digital en estas elecciones del 2011.

¿Qué cosa más federal se podía esperar para las elecciones de este año? Sin barreras, sin fronteras, internet se convierte en el elemento clave para reformular las participaciones, las costumbres, las intenciones, las necesidades y las correcciones.

¿Es Catamarca el primer indicio de la participación digital? Claramente si. Más de 400 tweets por minuto definieron a esta elección como la definición de los prosumidores atentos a informar antes que cualquiera la secuencia de datos electorales.

¿Cómo deben ser los hashtags para este año electoral? Claves, cortos. Creo que el que mejor se adapta es #E2011.

Lo bueno es que los reporteros digitales están esparcidos en el país y en el mundo para dar sus puntos de vista, sus propósitos, sus intenciones y también sus victorias y/o desilusiones.

¿Estamos descentralizados? Si, por suerte. Más Tweets, más diferencia, mayores interpretaciones, mejor cobertura.

¿Se deben seguir a los medios? Sí, simplemente a aquellos que usen twitter como una herramienta y un canal directo de información como @C5N, @INFOBAE, @RADIO10 –No aquello que proponen una repetición de sus lógicas habituales de plataforma web. Me hace acordar a la transición del papel a la web, no es repetir, es respetar el estilo y el formato de la noticia en su medio, su canal.

Levanto bandera y dejo el sello de predicciones. Qué hable el país, mejor “que use twitter” así lo conocemos más rápido”.

iRedes, Primer Congreso Iberoamericano de Redes Sociales

In Derecho a Replica, Exclusivos on 28 febrero, 2011 at 9:46 AM

Por Rocío Mascaró Vicioso

Especial desde España

La presentadora de iRedes, Miriam Reyes, muy mona ella vestida, y con una sonrisa de oreja a oreja, que mostraba su agrado por estar ahí, nos dio la bienvenida a todos los allí presentes, y por supuesto a todos los que iban a seguir el congreso mediante streaming. Para comenzar, tuvo que haber los típicos discursitos inaugurales de los políticos de turno, que simplemente no hicieron ni dijeron nada nuevo.

El encargado de la conferencia inaugural fue el argentino Alejandro Piscitelli, consultor y profesor de la Universidad de Buenos Aires, y autor de Filosofitis. Piscitelli hizo una interesante exposición, ayudado de videos divertidos y un discurso entretenido. Me quedo con un par de cosas que dijo:

Planteó el tema de si se puede “desconectar la red”. “Puedes desconectar los “Ips”, puedes desenchufar la red, pero eso no va a hacer que la gente se inmovilice”. Es posible, claro que si, como sucedió en Egipto, pero según explicó, en Egipto solo hay 5 proveedores, y al conseguir desconectarlos todos, se consiguió “desconectar la red”, pero la gente siguió movilizándose. Por tanto, sí es posible desconectar la red, pero eso no significa que se paralice el mundo. En EEUU por ejemplo, sería bastante difícil “desconectar la red” ya que hay miles de proveedores.

Otra cosa que comentó, es que las tecnologías avanzan a una velocidad espantosa. Proyectó un video en el que se reflejaba mediante un estudio que los niños de unos 10 años no conocen los aparatos y tecnologías de hace 20 años, por ejemplo el disquete, o la Game Boy…. Aparatos que parece que no son tan antiguos, y los niños no saben para que sirven. Sí, la tecnología avanza muy rápidamente, eso ya lo sabíamos todos, pero por lo menos yo, no sabía que TAN rápido.

En ese momento iRedes ya se había convertido en el tercer tema del momento en Twitter a nivel mundial.

“Facebook es un activismo de clicks”, dijo Piscitelli. Y así es, con un click en internet ya te estás movilizando, ya estás diciendo que quieres unirte a esa causa. ¿Pero que pasa cuando hay que movilizarse físicamente? Hoy en día, que se reúnan 200 personas en una plaza a manifestarse en contra (o a favor) de algo es un movimiento social, en cambio, que 200 personas se unan a un grupo en Facebook, no tiene apenas mérito ni relevancia social. Y quizás sea eso lo que haya que cambiar, quizás unirse a una plataforma virtual, tenga que significar algo.

Claro está que como dijo Piscitelli, actuar desde la distancia es fácil, es muy sencillo hacer “click” y no te supone ningún esfuerzo. Creo que deberiamos cambiar la forma en que se interpreta el simple “click”, y hacer que ese “click” signifique algo. Y no hay otra manera que cambiar la perspectiva de la gente. Enseñar que un simple “click” puede significar un cambio.

Con esto no quiero decir que se tenga que hacer todo desde internet, desde redes sociales, claro que no. La movilización física siempre va a ser más impactante que la de la red, o bueno, al menos de momento. Debería haber un término medio, como bien dijo Piscitelli: “ni tecnofilia ni tecnofobia”.

Después de entregar el Premio iRedes Letras Enredadas a Hernán Casciari, continuamos con la primera mesa redonda: Perspectivas Iberoamericanas sobre las redes sociales.

¿Qué destacar de esta hora y media? Pues no mucho la verdad. Ah, bueno si, algo que me pareció absurdo que se refleja en el twett de mi compañera: “@pachipelu: Totalmente absurda la situación de una ponente hablando en portugués y el moderador de la tabla traduciendo… #iRedes WTF!”

Los colaboradores en dicha mesa eran: Pablo Mancini (Argentino, periodista, gerente de Servicios Digitales del Grupo Clarín), Raquel Recuero (Brasileña, experta en social media y profesora de la Universidad Católica de Pelotas – ahí vino una carcajada común entre el público), Nicole Forttes (Chilena, asesora de comunicación digital y web 2.0 del gobierno chileno), y António Granado (Portugués, periodista y autor de Pontomedia. El mediador era José Luis Orihuela (profesor de la Universidad de Navarra y autor de eCuaderno.com).

Pues bien, la señora Recuero y el señor Granado dieron su exposición en portugués, y el señor Orihuela se encargó de traducir, de la mejor manera que pudo cada una de las frases. La mesa fue pausada, espesa, no corría información y apenas dialogaban entre ellos. No me parece que en un congreso internacional no se hable el inglés. Hubiera sido mucho más sensato y más fluido que, si no conocen el castellano (que sé que no tienen porque hablarlo ni dominarlo), que al menos hablen en inglés, sin necesidad de que nadie tenga que traducirles.

Se dedicaron a dar cifras de sus países, en vez de globalizarlo. Y si, me parece muy bien que nos deis el ejemplo de vuestro país, como hizo la señora Forttes, donde nos explicó que todos los ministros chilenos tienen Twitter y lo utilizan regularmente, para que el pueblo sepa en todo momento lo que está sucediendo en la política. “Son los propios ministros los que Twittean y los que están en contacto directo con los ciudadanos”. Me parece muy bien, pero eso a mi no me aporta nada. No creo que sea nada constructivo el que los ministros twitteen, pero bueno, mira, es algo que se hace en Chile, que aunque yo personalmente crea que no sirve de nada, parece ser que ellos están muy contentos.

Me gustaría citar al señor Mancini:

“Twitter es subtítulo de la realidad, y Facebook el making-off”. Me parece una muy buena reflexión. Creo que podría considerarse así ya que es cierto que el Twitter se está convirtiendo en la herramienta de comunicación en donde todo lo que sucede, se comenta, se twittea, se comparte. Es una forma de expresar lo que está pasando, de “subtitular la realidad”. Y lo mismo con el Facebook, podemos ver cómo están pasando las cosas que nos redean.

La hora de comida-cóctel en el Salón Rojo de Teatro Principal. Muy bonito el salón, pero muy poco práctico, no había ni mesas para apoyar las bebidas ni nada. Nos pasaron unos cuantos pinchitos y bebidas, pero no era muy cómodo que se diga.

Miriam Reyes, después de advertir a la gente de la parte de arriba del teatro que tuvieran cuidado para que no les cayera nada a los de abajo, citando textualmente: “apreciamos mucho las cabezas de los que habéis venido”, dio paso a Proyectos Enredados.

Presentado por Javier Martín, fundador de Loogic, Inventainternet e Iniciador.

Los participantes eran:

  • Mario Tascón (periodista y consultor)
  • Emilio Márquez (emprendedor y CEO de Networking Activo)
  • Chiqui Esteban (autor del mapa iRedes y director de Nuevas Narrativas de Lainformacion.com)
  • Diego Fernández Malvido (vicepresidente de la Fundación Burgos 2016)
  • Ricardo Alonso Maturana (CEO de la red social Gnoss)
  • Javier Celaya (socio-fundador de Dosdoce.com)
  • Millán Berzosa (periodista experto en comunicación digital, direcom de ideas4all y autor de mberzosa.com)

Mario Tascón, habló  del manual de estilo del español para internet y las redes sociales. Lo que puedo destacar es que opina que hemos pasado de una comunicación privada entre personas, a una comunicación pública, como es el Twitter. Y yo así lo creo también.

“Internet ha supuesto un cambio social tan grande como lo fue el fuego en su día, solo que internet ha tardado tan solo 20 años en consolidarse, mientras que el fuego tardó cientos”.

Ricardo Alonso Maturana, indicó que “la tecnología ha de funcionar mejor, para que las personas funcionen mejor”. Es decir, que la tecnología se está  convirtiendo en algo tan importante y tan imprescindible en las personas que al mejorar las tecnologías y los medios de comunicación de redes sociales, se mejorarán las relaciones entre personas.

Miguel Ángel López Peña habló de Las Otras Redes Sociales: Redes profesionales y Redes temáticas. Lo único que hizo fue exponer diferencias entre redes, pero no aportó nada importante. Dijo que cada vez más, las redes son más concretas en cuanto a temática y que los contenidos se comentan tanto dentro como fuera de la red. “Está suponiendo un cambio radical, es más importante el contenido que la persona”. Yo en parte discrepo con esto. Si que es verdad que por ejemplo, si se trata de información de primera mano, de algún suceso, y te lo está contando alguien que lo acaba de vivir en primera persona, es mas importante lo que te está contando, que si es fulanito o menganito. Pero también pienso que muchas veces es más importante QUIEN ha dicho tal cosa, más que QUE ha dicho. Si es un personaje público y dice una burrada, va a tener mucha más repercusión social que si lo dice mi vecino. Por tanto, depende de a que nos refiramos es cierto que el contenido es más importante que la persona, pero no siempre es así.

Después de otra breve pausa, para tomar las galletitas ricas y dos cafés, volvimos con Café  & Periodismo: Redes Sociales y Medios de Comunicación.

Estos fueron los participantes:

  • Millán Berzosa
  • Bárbara Yuste (responsable de la sección de Medios y Redes de ABC
  • Miguel Ángel Jimeno (profesor de periodismo de la Universidad de Navarra y autor de La buena prensa)
  • Ignacio Escolar (periodista y analista político, autor de Escolar.net)
  • Gumersindo Lafuente (director adjunto de Elpais.com)
  • Rosalia Lloret (directora general de desattollo digital de Unidad Editorial)

¿Qué destacar de aquí? Nada. Nada nuevo. Y que mejor que un retwett del momento: “RT @juligonza26: No hemos oído absolutamente nada nuevo hoy en #iredes. Frases resultonas y ponentes que hablan para ser tuiteados, poco más”.

En el turno de las preguntas @mediotic se aventuró a preguntar: “¿un periodista tiene libertad para opinar y escribir lo que quiera independiente del medio al que pertenezca?” Refiriéndose al ya conocidísimo Caso Vigalondo (teniendo en cuenta que Vigalondo no es periodista, pero si participante en el medio). La respuesta de Lafuente… contestó cualquier cosa menos lo que se le había preguntado… evitando situación embarazosa.

Hasta ahí el primer día de iRedes, un congreso supuestamente innovador, pero que no aportó absolutamente nada nuevo. A las 9:30 de la mañana del Viernes dio comienzo el segundo día del Congreso iRedes.

Mesa Redonda: Creación de contenidos y futuro de las redes sociales, moderado por Koro Castellano (directora para España y Portugal de Amazon y de BuyVIP.com).

Los participantes fueron:

  • Ícaro Moyano (director de comunicación de Tuenti)
  • Laura Gómez (Gerente internacionalización de Twitter)
  • Juan Andrés Muñoz (senio interactive producer de CNN en Español)
  • David Varona (desde RTVE).

De las primeras cosas que dijo el señor Moyano fue: “si ves la frente de los asistentes a un congreso, es que va bien, porque eso significa que están escribiendo en internet”.

Me pareció un tipo curioso y dijo cosas que me parecieron razonables. “Intentar vender periódicos es intentar vender la vaca entera, la gente ahora quiere seleccionar la carne”. Yo estoy completamente de acuerdo. La gente ya no quiere leer TODO, quiere poder seleccionar los temas y poder elegir lo que quiere tener entre manos.

Actualmente hay unos 115 millones de twetts diarios. “Es un cambio abierto de información”. Puedes ver desde lo más cotidiano (lo que está desayunando tu vecino) hasta lo más importante (cuando ganó Obama las elecciones).

Cualquiera puede dar información sobre algo acontecido. Luego el periodista se tiene que encargar de verificar dicha información, y luego ya se puede difundir. De esta forma todos somos parte de la comunicación, todos tenemos un papel dentro de la información. Para los medios de comunicación, es importante la conexión directa con sus seguidores porque así es más fácil y directo el acceso a la información.

Algo que me llamó  mucho la atención fue que la señora Gómez dijo: “Twitter no es una red social, porque no hay interacción necesaria entre los usuarios, es una red de información”.

Es una red de información, claro está, pero en el momento en el que existe la posibilidad de intercambiar e interactuar entre usuarios ya se convierte en una red social. Cada uno puede utilizarla o no, pero la opción está ahí, y por tanto yo creo q sí que se le debe considerar como red social. Otra cosa que dijo fue:

“Nosotros no queremos que la gente twettee, queremos que consuma información”. Bueno, pero para que X pueda recibir información, Y tiene que twettear. Eso a mi no me cuadra. Lo importante es que cuanta más gente twettee, más información fluye en esa red, y más gente puede leer y comentar y participar activamente en la red.

Alguien comentó  también (siento no acordarme de los nombres, pero a esas alturas del congreso ya no me apetecía seguir escribiendo nombres de ponentes), algo que me parece obvio, pero que sin duda hay que ir recordándolo a menudo: “para estar en una red social, hay que saber para qué se quiere estar”. Parece obvio, pero mucha gente que se da de alta en redes no sabe las opciones que tiene esa red, ni para que quiere estar ahí metida.

Seguidamente, la Clausura: Las redes sociales desde Atapuerca hasta Twitter, con Arturo Pérez-Reverte (escritor y miembro de la Real Academia Española) y Juan Luis Arsuaga (paleoantropólogo y co-director del Yacimiento de Atapuerca).

El señor Arsuaga me pareció muy interesante. Dio una explicación de la evolución humana y social muy bien planteada. Cierto es, como explicó, que ahora “no tenemos tiempo a adaptarnos a los cambios”. Antes, desde que había un cambio hasta que se consolidaba, daba tiempo a prepararte mentalmente. Las cosas ahora están cambiando muy rápidamente, sobre todo en cuanto a tecnología, y tenemos que estar atentos para no perdernos nada por el camino.

Me gustó mucho lo que dijo: “un micrófono no sustituye mi voz, solo hace que llegue más lejos”. Esto aplicado a la tecnología es lo mismo. Las redes solo hacen que se pueda llegar más lejos, y que sea más fácil, rápido y eficaz difundir un mensaje.

“La tecnología amplia las posibilidades, no sustituye las necesidades biológicas”.

También afirmó  que tenemos una capacidad limitada para relacionarnos socialmente. Teniendo redes sociales, no se va a aumentar esa capacidad, simplemente la puedes distribuir. Puedes tener miles de “amigos” en una red social, pero eso no hace que puedas relacionarte con todos ellos, son contactos, no amigos, ya que los “amigos se cuentan con una mano”. A esto, el señor Pérez-Reverte le dijo: “para mi, todos mis lectores son amigos”. La perfecta respuesta del señor Arsuaga a esto fue: “Ahí has quedado muy bien, pero no es así”.

“Escribiendo se puede transmitir, pero también malinterpretar”. Es un lenguaje complejo, ya que no es directo ni sincero como lo es el lenguaje corporal. En una red puedes escribir un comentario que suene borde, al final de dicho comentario añades un “jaja” y estás mostrando la ironía con la que has escrito lo anterior. Mediante el lenguaje corporal es muy difícil mentir, es muy difícil transmitir algo que no sientes. El lenguaje cara a cara es la forma más directa y sincera de comunicarse.

“@rlloret: El lenguaje del cuerpo es el más veraz. Imposible forzar el lenguaje del cuerpo. En las redes virtuales esto se pierde”

Mientras Arsuaga se dedicaba a dar explicaciones interesantes, Pérez-Reverte se dedicaba a decir que el país está mal, que la sociedad está mal, que los jóvenes somos vulnerables etc.

“@Ro_masvic: Señor @perezreverte, sepa usted que los jóvenes no somos vulnerables!”

Varias cosas de las que dijo Pérez-Reverte me parecieron absurdas, como por ejemplo lo de que Álex de la Iglesia “habló de su dimisión de broma en Twitter y la Academia le obligó a cumplirlo”. Absurdo total.

Arsuaga en cambio, daba ánimos, y decía: “no tenemos el derecho a transmitir a los jóvenes un mensaje negativo, de que están en un mal mundo. Tienen que saber que tienen una misión en el mundo, pero no de un modo negativo”. Gracias, Arsuaga.

Una cita con la que me gustaría acabar: “Las redes por si solas no transforman la sociedad, a menos que las utilicemos para ello”.

Grupos virtuales y relaciones vía Twitter

In Paladar mostaza on 14 febrero, 2011 at 9:01 AM

“Las relaciones no volverán a ser lo mismo..” sentenciaba un amigo con iPhone en mano, se refería a lo que genera la red. Twitter alteró, junto con otras redes sociales, la manera en la que comenzamos nuestras conversaciones y nos enteramos de lo que hacen nuestros amigos. Acá una buena radiografía, de Soledad Vallejos, de como se organizan las comunidades virtuales por medio de 140 caracteres.

Pasar horas y horas ante una computadora ya no es, necesariamente, sinónimo de reclusión solitaria. Es más: hasta podría llegar a ser indicio de una intensa vida social que transcurre, como algunos programas informáticos, en segundo plano, mientras suceden otras cosas. Todo, durante las horas de trabajo, mientras se lee el diario, se intercambian archivos o en medio del episodio de alguna serie. La vida online transcurre, por así decirlo, al mismo tiempo que la otra existencia más tradicional. También puede intervenirla y sumarle dimensiones.

Los usuarios insisten en que, después de horas y días y semanas y hasta meses de compartir anécdotas, historias, información, materiales, fotos con desconocidos cuyos nombres reales muchas veces se ignoran tanto como sus caras y sus voces, el impulso es natural. No queda otra que “desarrobar” los nombres: pasar de la pantalla (donde cada usuario lleva nombre real o de fantasía, pero necesariamente precedido por la @) al mundo en tres dimensiones.

Salón de fiestas se busca

Hace cuatro años trabajaba en un call center. Ahora, aunque se llama Facundo, más de tres mil personas lo conocen como @elfaco, uno de los organizadores de las fiestas Rispé. Entre un momento y el otro de su vida pasó la llegada a Twitter (TW), “lo primero que leo cuando me despierto y lo último que leo antes de dormir”.

El cambio le resultó tan natural que se le escapan los detalles. Tuiteando fue “conociendo amigos, gente. A mi novia. Y conseguí otro trabajo”. Por “conocer” virtualmente a periodistas, dejó de ser telemarketer y comenzó a trabajar en una empresa periodística. A los 24 años, @elfaco no puede imaginar su vida cotidiana sin TW. Tampoco su amigo @ati lael1, el dj cordobés que en el mundo no virtual se llama Gonzalo. Se conocieron, por supuesto, tuiteando: seis meses después, junto con otros tuiteros, empezaron los viajes entre Buenos Aires y Córdoba. Para conocerse primero, para verse con frecuencia después, porque “en TW se da mucho esto de gente de otras provincias que pega onda con los de acá y viceversa. Viajan, se hospedan en casa de otro”.

Ahora mismo, mientras los tweets van y vienen, @elfaco, @atilael1 y –-al menos– otras doscientas @ buscan dónde encontrarse una noche para charlar, verse las caras y brindar. La costumbre empezó en 2009: Facundo anunció su cumpleaños en TW, Gonzalo dijo que viajaba hasta Buenos Aires para pasar música en la velada; algunos se prendieron. “Pero fue un fracaso total: ese día granizó, éramos quince personas en un bar.” En febrero de 2010 probaron de nuevo, ya con el nombre de “Rispé”. “Vinieron 40, 50 personas. Cobramos entrada para cubrir el alquiler del local.” No alcanzó. En mayo repitieron; “ya vinieron 70, 80. Ahí sí cubrimos los gastos”. En octubre pasado fueron 140. “Al principio era como que la gente iba para encontrarse con otra gente de TW, a ver quiénes eran. Pero la tercera vez ya mucha gente se había conocido y traía amigos que no eran de TW”, o que online se habían construido otro circuito de contactos.

–¿Cómo saben quién es quién?

–Cada uno se presenta. Pasa algo muy gracioso en las fiestas y es que los que no tienen un avatar (la foto de usuario) o su nombre real, esa gente que no reconocés si te cruzás en la calle, avisa antes por TW: “voy a ser el que esté vestido así” o “el que esté colgado de un parlante”, “al lado del baño”, ese tipo de cosas. Ahora queremos hacer una cuarta. Tal vez a fines de febrero, principios de marzo. Tenemos que encontrar lugar.

Fútbol para todos

Cada semana, los players se encuentran en la cancha cuyo bar, durante el tercer tiempo, se convierte en Unidad Básica. En el Abasto juega la UB “Evita Carrilera”; en Chivilcoy, la UB “Que florezcan mil Florencios” (por el ministro del Interior, nacido allí, y cuyo hermano organiza los partidos); en Rosario, la UB “Cooke al arco”; en zona norte, la UB “Jauretche de 9”; en La Plata, la UB “Walsh enganche”; en zona oeste, la UB “Todos atrás y Néstor de 10”; en Flores, la UB “Volveré y seré stopper”. “Cada uno tiene su UB virtual y arma los partidos, saca las fotos, arma las crónicas y sube todo a la web”, explica Víctor Taricco, el usuario que sí lleva su nombre real en TW y recomienda pedir más datos al creador de la movida del Picado nac&pop. Es que esta red de conocidos virtuales unidos por el fútbol y la política en la vida real nació también en TW, por insistencia de @berenje nal, conocido en el mundo 3D como Ernesto, un geólogo de 27 años que “no era de tener muchos amigos”.

“En TW empecé a encontrar, y calculo que les pasa a muchos otros, gente piola que no había en mis otros círculos cotidianos. Cuando empezamos a encontrarnos, todos decíamos: ‘No puedo hablar de política con gente del trabajo, con la familia, con amigos’. Había una necesidad en ese sentido.” El primer partido fue en septiembre del año pasado y “todo se intensificó después de la muerte de Néstor” Kirchner. Pero a lo simplemente político-emotivo se sumó “una necesidad personal, trivial, que era jugar al fútbol”, cuenta @berenjenal a horas de la contraparte menos atlética de esas veladas: la fiesta del Picado Nac&Pop.

Cuando, en lugar de bailar, se juega, el tercer tiempo se convierte, para esas cerca de veinte personas y algunos invitados no deportistas, en espacio de discusión y “transferencia de experiencias, de argumentos. Porque se encuentra gente con distintos niveles de militancia y eso vuelve más interesantes los intercambios”. Tal vez tenga que ver con algo propio de TW, y que Ernesto define como al pasar: “Una suerte de inteligencia colectiva”.

Ahora “nos vemos todas las semanas. Y muchos reconocemos que se genera una identidad, una pertenencia. Es lo atractivo y lo que hace que cada vez se acerque más gente”. Y es que la idea de los encuentros, como las publicidades exitosas del mundo digital, se expandió en modo viral y ya es web (www.abramos lacancha.com) en el club virtual para todas las UB, que permite –decálogo y manual de instrucciones mediante– nuevos picados, como la rama femenina, en zona norte, o los equipos mixtos.

Ernesto cree que Internet, con sus plataformas sociales, “une gente”, pero que este tipo de experiencias “está más viva, conecta gente de modo que la hace interesarse en dar el salto a la vida real. A conocerse, hacer otras actividades. Es muy horizontal, es uno a uno en TW”.

De boliche en boliche

“Empezó por gusto y placer, y el grupo se formó tuiteando. Sin TW no hubiera sido posible”, dice rotundamente Italo Daffra, alma de @54bares, un grupo de porteños y porteñas aficionados a los cafés tradicionales. Cincuenta y cuatro son los establecimientos designados como “bares notables” por el gobierno porteño, y 54 es la meta a alcanzar a fuerza de café y medialunas. Ya pasaron por 34 desde la Semana Santa de 2010, cuando comenzó la recorrida en las mesas del Tortoni. “Ahora, en febrero, volvemos a encontrarnos. Este año llegamos seguro”, dice Daffra, para quien las reuniones por afinidades son cosas que pasan “cuando compartís algo en una plataforma en la que te leen 500, 100 personas, los que sean. A un comentario siempre alguien se puede subir, tirar una idea, decir me prendo”.

Así pasó: una noche Italo se quejó de la preferencia juvenil por las grandes cadenas de cafetería. “Comenté que para mí el bar es otra cosa.” Y entre comentarios del estilo alguien googleó la lista completa de bares notables. “Y veo que conozco el Tortoni, Los Angelitos, alguno más. Pero me dio curiosidad: ¿cómo será el de García, el de Devoto, o uno de Barracas? No los conozco.” La meta estaba allí. Se sumaron desconocidos, amigos, más o menos conocidos, su novia. En el Tortoni fueron menos de diez. “De los que venían, sólo conocía a un colega. Y después me paré cerca de la mesa, como buscando a alguien con la vista. De uno que estaba sentadito mi novia decía que tenía cara de avatar y era uno de los que venía. Así nos fuimos reconociendo.”

–¿Cómo rompen el hielo?

–Con la tecnología: cada uno está con su teléfono en la mano y nos une hablar de aplicaciones. Es un ciclo: contar que llegamos, mirar quién llega tarde, quién avisa que está complicado… Después terminamos hablando de fútbol, de política, de sexo. Una charla de amigos en el café, bah.

Fuente: Página/12 Imagen: cruiselawnews

El bloguero egipcio Wael Abbas pide al mundo “retwittear” la revolución y hacerla global

In Malas Viejas on 30 enero, 2011 at 11:09 AM

El bloguero egipcio Wael Abbas es conocido por su protagonismo en las crónica de la represión (encarcelamientos y torturas) que los valientes ciudadanos digitales sufren en Egipto. Ese país dirigido por un tirano al que los estadistas europeos y de la Casa Blanca le piden reformas en lugar de la dimisión. Acá el último texto de David Ballota sobre el tema.

Wael Abbas es un símbolo de la generación red (internautas que quieren democracia y libertad) y un nombre conocido entre todos aquellos que tuvieron la sensibilidad de atender a lo que pasaba en Egipto, más allá del turismo, antes de la revolución. Ayer cuando llegaban confusas noticias sobre un levantamiento del bloqueo a Internet, muchos fuímos al twitter del amigo Wael, héroe de la libertad digital y callejera. Era cierto aunque las agencias insistían en que no podía ser. Ya funciona algo parecido a internet.

Además Wael, hombre de cárceles y por eso de libertades, estaba bien. En plena forma. En línea y en su línea. El bloguero que simboliza la ejemplar vanguardia de la revolución egipcia, no se andaba con muchas presentaciones. Directo a la batalla. Nos pedía ayuda: Es necesaria una demostración de protesta en casa de los Mubarak en LondresGamal Mubarak, el hijo y heredero del tirano, el refinado banquero que Occidente aceptaría como líder de esta nueva situación. Gamal Mubarak el corresponsable de cada muerte y cada tortura infringida a los disidentes. El hombre de Occidente. Véase más información en WikiLeaks y fotos en el Hola.

Entonces Wael Abbas desde una buhardilla de El Cairo le pasaba al mundo (“mail and twitter”) la dirección en el refugio de Londres de los Mubarak, el refugio de los sátrapas. Londres: 28 Wilton Place, Westminster SW1X 8RLTwitter se movilizó y una chica no tardó mucho enaproximarse a la vivienda en labores de reconocimiento. Es la globalización y jugamos todos, decía uno. La revolución egipcia se hace global o fracasará. Las brigadas internacionales son esta vez digitales. El movimiento es global. El hastío de una generación engañada.

Uf, el debate derivaba a lo propio. Hay un desencanto explosivo. Grupos de ciudadanos digitales que como en las asambleas callejeras de Túnez, en las que se discute, ahora mismo, si ese gobierno y sus ministros merecen seguir, debatían sobre esta revolución global y las acciones que “podemos y debemos coordinar”. “Es el miedo de las élites, hasta ahora blindadas en su discreta (pero lujosa) urbanización cerrada, abusando e hipotecando al pueblo con sus decisiones mientras ellos cada vez son más ricos y más caraduras”. “1000 parados al día, 50% de paro juvenil”.

“Sí, pero los más lúcidos de los poderosos se saben amenazados”. “En cualquier momento una turbamulta de “tuiteros” cerrará la puerta y saldrá a la calle también en España”. Algunos en UK sugerían, ayer, centrarse en el domicilio del ex presidente de las Azores.

Decía uno facilitando la supuesta dirección de un conocido político y presidente de una Caja de Ahorros. Entonces llegaba el “aguafiestas” y pedía calma. Aunque todos le daban la razón, “esto debe hacerse bien”, “las acciones deben ser pacíficas”. Masivas pero pacíficas. Uno encargó unapizza. Dirección: la casa de los Mubarak en Londres. Otro se quejaba de lo vago que es el internauta español cuando toca salir a la calle. ¿No estará enganchado?.

Mientras el bloguero Wael Abbas enviaba mensajes desde Twitter (retwittear) vía móvil o “nadie” sabe como, ni a lo mejor se debe contar, pero poco importa. Todos los egipcios que han podido, esta noche, enviar mensajes clamaban para que todos los ciudadanos del mundo con Twitter reenvíeen sus mensajes. Están convencidos que el triunfo de su revolución depende de la batalla de la información fuera de su país. Están alentando el pillaje los enemigos de la revolución, “el mundo lo tiene que saber”. Nos “narraba”, muy nervioso, un egipcio que aprovechó el agujero en la red. Le pregunté al viejo amigo atrincherado por el perfil de sus vecinos, “gente del poder o muy bien situada”. Ok, amigo.

“Los celulares están trabajando, pero los servicios de mensajes de texto aún no están disponibles. Internet con limitaciones puede estar abierto para alrededor de un 8% de los egipcios”, contaban Wael Abbas (y otros que preferían limitarse a informar) sin salir a escena. Un ruido en la escalera y adiós conexión. La policía del dictador incrementa la presión buscando a los blogueros. A Abbas nadie le preguntó por la fuente del dato que manejaba en la madrugada: ese 8% con Intenet.

Ahora todo el mundo sabe que el internet que más preocupa no es tanto el de las élites, incluyo aquí a la vanguardia digital, es sobre todo el de los chicos y chicas de los barrios. “Bajaron miles y miles. barrios enteros. Esa es la clave junto a Internet”. Son los jóvenes que han tenido el valor de jugarse la vida y en muchos casos perderla. Nada sin ellos. ¿Qué dice Cameron de impulsar reformas?. ¿Qué dice Sarkozy? ¿Qué dice Obama? ¿Qué dice Merkel? . Con el responsable de más de 100 muertes en 48 horas. ¿Quién votará a esta gente?.

Hasta tal punto ha llegado la complicidad con el régimen (hicieron lo mismo con Túnez) que no han querido decirles a sus ciudadanos que no viajen a Egipto o salgan de allí pitando. La imagen de que Mubarak (o antes el dictador tunecino) no ha perdido el control de la situación sugerida por unos servicios secretos y ciertos dirigente de cierta Internacional que tienen mucho que callar y responder. Han puesto en riesgo la vida de ciudadanos incluidos nuestros compatriotas. Esa es la verdad de la política. La Realpolitik que no cuenta el Telediario de TVE, ni de Lara.

Mientras Wael Abbas y sus compañeros instaban a sus compatriotas con “algo” de Internet a eliminar las contraseñas de sus conexiones inalámbricas para que otros puedan aprovechar sus servicios. “¡Internet vuelve, atento mundo!”. El orgullo de la blogosfera egipcia – y de muchos fuera de Egipto – no ha conseguido actualizar uno de sus blogs desde el miércoles. Pero si otro más personal.

Si gana la libertad nunca nadie censurará a Wael Abbas. Retwittear los mensajes de la revolución. Ojo con los medios de la tradición. Ya se ha descubierto más de una maniobra de algún viejo corresponsal (más bien estación gubernamental) y aliado del Egipto de Mubarak (y de algún país con miedo a perder influencia) colando noticias de agencia que se dan por ciertas y repiten hasta la saciedad desde algunos medios como loros despistados en Casa del Faraón. ¿Despistados?.

“Caerá el estudio de Aljazeera, Dw-World, la BBC… y el cuadro informativo que se transmitirá al mundo será un caos provocado por la revuelta que lo justificará todo, incluso que siga Mubarak”. Nos contó un pesimista hace unas horas… es la tesis también del principal defensor de Mubarak, el Rey de Arabia Saudí. Otro amigo de España.

El bloguero Wael Abbas se está jugando la vida. Ayúdale. Pon voz a los sin voz. Dispara tu twitter, tu Facebook o tu blog… Internet es el medio de la comunicación de la gente. De los ciudadanos libres que quieren democracia y libertad.

Más Información | Wael Abbas (twitter)

Fuente: NaciónRed


 

Estas personas hicieron de mi 2010 un año particular en Twitter

In AguaSuaves, Exclusivos, Prosas Propias on 1 enero, 2011 at 3:04 PM

Cuando @ggarcia_78 me preguntaba si ya esperaba al 2011 o desde que momento le diría adios a 2010, pensé que debería llegar a la hora que quisiera venir, al nuevo lo estaré esperando! No me gusta ser consciente de las despedidas.. “Pase sin llamar”.

El 2010 se llevó una parte interesante de mi vida profesional. Se la llevó reflejada o tatuada mas bien. Fue un año particular, cambiante e intenso. Mucho tuvo que ver Twitter que al día de hoy me cuesta todavía varias bromas en mi grupo de amigos, que cuando pasa algo “importante” (las comillas son amplias) te insisten con que lo tuitees mientras se ríen. Pero también me generó amigos, contactos, trabajos, invitaciones, desafíos y sobre todo responsabilidad.

La red se volvió una labor particular, de tiempo completo, de cada vez mas horas y sin dudas se fusionó con mi vocación. Comunicar, escribir y ser un servicio de utilidad se canalizaron con éxito a fuerza de 140 caracteres. Pero mas allá de los relatos en el Mundial, de tratar de llevar las novedades al instante, de participar en eventos para que llegue a los interesados y mas; lo mejor fue “conocer” gente que terminó siendo muy especial.

A aquellos que no utilicen tanto la red quizás les parezca extraño, pero yo con esta gente conviví, conversé, los saludé cada mañana mas veces que a mi madre y de muchos aprendí. Conseguí información, afectos, buenas ondas y grandes amigos. Una amistad virtual en muchos casos, pero mas especial de lo que se supondría. Yo al menos la vivo así a la gran comunidad que somos entre seguidores y seguidos.

Para despedir 2010 los saludé a cada uno de ellos desde mi cuenta @MaximoTell :

Alguien que siente y dispara como artista, ríe como hermano, trata como amigo y se encariña como padre > @elJosedelaGente

Directo, concreto, suspicaz y preciso. Un ejemplo a seguir en lo profesional y perseguir en TW > @JPVarsky

No cambien aunque los ‘reten’, sigan explosivos, innovadores y talentosos > @kion15 @soyvedito

Optimismo al despertar, respetuoso al hablar, humilde y gran trabajador. Mi gerente de MKT del TL > @pablocarreno

Potencia y ganas, si perseveras vas a triunfar. Siempre apurando al reloj y desafiante > @soyjey

Pensante y siempre listo para una salida casual. Da gusto su amistad. Empate entre talento y buena gente > @canquismith

No le erré en las mesas plásticas facultativas. Talento y esfuerzo lo impulsarán cada vez mas > @ngmagaldi

Responsable y atento aprendiz de periodista. Doctorado en lealtad. Dueño del deporte de #Jujuy > @horaciojujuy

Maestros online > @elenabrizuela @fpiccato @alerost @Yoriento @jlori @esthervargasc @saladeprensa @alvaroliuzzi @rguareschi

El hombre soccer > @darcucci / el hombre rock > @marchisergio / el hombre tenis > @marcelogantman / The man! > @manuginobili

Ni queriendo podría saltar su propia grandeza que mide lo que su humildad, ese es su talento > @obricio7

Su cara es la de Cortazar y vendría a ser algo similar aunque en otro rubro. Groso > @morrissey

Por confianza, humor y laburo. Buen amigo > ‘Magic’ @Pulpopaz

Es alto porque está relleno de humildad y buena onda. Mejor persona que player de padel > @xmarcos (y feliz cumpleaños)

El sinónimo de emprender. La brújula que necesitas para diseñar un proyecto (o bajarlo) > @Nramosnet (padel 5%)

Nos separan tantos kilómetros como el placer de seguirlos > @mrduranch @ViniciusBruno @sandro_medina @coberturasms

Los capos del NOA en comunicación y mas > @DonCorbacho @luigikeynes @itaticarrique @SaltaGringo

Detestan a los chupamedias  por eso prefiero decir que excepto por la panza quiero ser como ellos cuando sea grande @soysergio y @gron

Que sea igual en calidad, carisma y cortesía > @UEsiglo21 = @EduBarletta @natibazan

Los que se levantan de la mesa y te quedas pensando, ‘lo que saben estos tipos’ > @arieltorres @grmadryn

Cuando a la cabeza le sobra contenido, no le hace falta pelo, lo demuestran > @jmlucero @rauljuarez

Por ellos los medios en #Córdoba huelen diferente. Se animan y triunfan, valga la redundancia > @MaxDelupi @gatofernandez

El español al que le dejaría que me cobre la apuesta del mundial con todo gusto > @BlogdeBori

Talento for export > @gabrielgm

Espero nunca se cansen de innovar > @mjuanro @anahilo @ferreyraayelen y todos los que hacen @cronicaz

Va al gimnasio para que su humildad no le quede grande. Groso te hace el trabajo y no el cartel > @sebamoreno

Da cosa decirles colegas porque ellos si que están en los medios > @Farocena @GerardoLopez @FedeGiammaria @Lisandrocordoba

Los que escriben con el corazón y su tinta es color consciencia social > @danilolt @gabysocias

Son una tropa de gente que la rompe, para no olvidarme de ninguno los saludo y respeto > @cbanoticias (todos)

Nos veremos pronto porque es una amiga que nos dió TW > @jossmolinari

Incansables laburantes de verdad > @mauricoccolo @triheredia

‘La’ banda > @delestero @goosfraba_mdq @Tucumanga @cbadj @IvanDawidowski @ncastrovillari @ZoretMan @manuco22 @gance @miguelszn

Párrafo aparte para la gente NegroWhite > @millybianchiman @nrivarola @georgeblanco @romibonetto @agussbang @mjimed @danicurtino @lianczenik @gpapasergio @MJimeD @gsemyraz

Y por supuesto, por quien tengo twitter > @julietaramirez

Estas son algunas de las miles de personas con las que conviví el año que pasó. Me olvido de varios otras enormes personas, pero seguramente el tiempo se ocupará que los recompense con otros saludos.

Hasta acá el 2010 y la gente que me dio gusto acompañar en esta extraña convivencia digital.

Ahora lo mejor, lo que viene. Gracias por acercarse hasta este Blog.

Foto: Zazzle

¿Twitter sirve para conseguir votos?

In Derecho a Replica on 1 enero, 2011 at 12:34 PM

Por Manuel Mora y Araujo

Las prácticas y modalidades de la comunicación política siguen los cambios en la cultura política, y a veces en alguna medida contribuyen a generarlos. En The last hurrah (la película de John Ford filmada en 1958), el político interpretado por Spencer Tracy advertía a su joven discípulo que todo lo que le había enseñado sería inservible porque estaba referido a un modo de hacer política que se terminaba: la política de la comunicación persona a persona empezaba a dar lugar a la política a través de la televisión. Si hoy se hiciese la remake de esa película, el viejo dirigente le diría al joven: “Te enseñé cómo hacer uso de la televisión pero ahora vienen Internet y sus sitios, tendrás que aprender solo”.

La política sostenida en los intercambios personales manejados por un líder local –la que conocía aquel personaje de la película– requiere alguna organización. Moyano no podría haber hecho el acto de River de hace dos meses sin una organización; el acto sirve para demostrar que la tiene. Hoy, esa clase de política sólo subsiste, en alguna medida, en las clases bajas. En la cultura política mediática la mayoría se conecta con la política como espectáculo. Para eso no hace falta organización alguna; alcanza con un televisor o una computadora. La transacción es de la misma naturaleza que la que genera un televidente con Tinelli o con Susana Giménez: “Te doy mi atención, sumo a tu rating, mientras me entretengas”. Allí, las ideas sobran, son innecesarias en ese intercambio. Entretiene el personaje, la pelea, la ocurrencia, el exabrupto, la sátira.

Internet entra en ese espacio con su propia lógica. Como se decía en aquel film de hace cincuenta años, nadie va a enseñarte cómo usarlo porque nadie lo sabe; tendrás que aprenderlo solo. Si Twitter tiene público, allí empiezan a comunicarse mensajes políticos; si no, nada.

En la política de la comunicación persona a persona el ciudadano se acerca a la política, por algún motivo. En la política mediática, la política tiene que ir en busca del ciudadano –algunos dirán que, por eso mismo, éste ya no es tan ciudadano, es un mero consumidor de política–. En la política conversacional, el obstáculo son los adversarios; en la televisión, el obstáculo es el control remoto, con el que el ciudadano hace zapping y sale del vínculo. En Internet empieza a suceder algo equivalente.

Es cierto que en Internet el dirigente y el ciudadano pueden entrar en comunicación sin la mediación de nadie, y eso posiblemente abrirá vías hacia nuevas formas de participación política. Por lo pronto, parece ya que los militantes de organizaciones partidarias han encontrado en Internet un vehículo para aumentar mucho los contactos entre ellos. Eso también producirá un impacto en la vida interna de las organizaciones políticas. Los ciudadanos –además de conectarse a Twitter– podrán establecer vínculos más activos con sus representantes.

En Twitter se potencia la circulación de mensajes y resulta fácil subirse a esas olas. Allí uno puede tener un millón de amigos, pero no son los amigos que lo sacarán de un apuro en alguna dificultad, porque son personas desconocidas y no las une afecto alguno. Alguna gente dice sentirse amiga del Doctor House, pero la realidad es que House no existe y Hugh Laurie no es amigo de ellos.

La práctica que está instalándose es twittear todo el tiempo. En Twitter las reglas son duras: espacio limitadísimo, competencia extrema para captar la atención, mucha simetría entre emisores y receptores. No hay duda de que para generar audiencia eso es efectivo y contribuye a la oferta de entretenimiento disponible para quienes se involucran en ese canal –además de dar material a los diarios para que hablen de eso–. Sabemos que cuando los políticos hablan largo rato y la televisión lo transmite, en muchos casos el público pronto termina aburriéndose. La presidenta, o su jefe de Gabinete, sin duda son muy entretenidos en Twitter.

¿Cuán efectivo es eso como herramienta política? ¿Cuántas personas cambiarán su voto, o sus juicios y valoraciones, por esos mensajes? Probablemente muy pocas.

Realmente no sabemos cuál será el impacto de los nuevos medios sobre la vida política. Tal vez acerquen a la política a personas hoy alejadas de ella. Tal vez alimenten la actual corriente que diluye la especificidad de la política y la asimila a otros planos de la vida. Pero hay dudas sobre su efectividad para influir en el voto.

Fuente: Perfil